Bolivia investiga a Pdvsa por “financiamiento a extremistas”

Este jueves, Arturo Murrillo, ministro de gobierno de la presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, informó que las investigaciones sobre los 100 mil dólares y 100 mil bolivianos incautados el 7 de enero de 2020 arrojó que las divisas tienen como origen la estatal petrolera venezolana Pdvsa.  

Sobre esta incautación, el gobierno de Bolivia presume que  el dinero estaba destinado a financiar la presentación del “Informe de gestión de Evo Morales” pautado para el 22 de enero.

En su declaración, la ciudadana venezolana María Palacios habría asegurado que los recursos que reposaban en sus manos tenían como destino el pago de salarios, viáticos y hoteles de los trabajadores de Pdvsa Bolivia, Pdvsa Argentina y trabajadores de las filiales.

Pero el gobierno boliviano duda de su veracidad. María Palacios también habría negado su relación con Juan Ramón Quintana, antiguo ministro de Evo Morales. La administración de Áñez tampoco cree en esta versión.

Los hechos

 El 7 de enero fue detenida María Palacios, ciudadana de nacionalidad venezolana, con 100 mil dólares en efectivo cuando se disponía a salir de Bolivia desde el aeropuerto internacional El Alto en La Paz.

En otro operativo policial realizado el mismo 7 de enero, las autoridades lograron incautar 100 mil bolivianos en la residencia de María Palacios.

El miércoles 8 de enero la fiscalía y una comisión de la policía boliviana realizaron un allanamiento en las oficinas de Pdvsa en La Paz.

Lo que dicen las primeras investigaciones

Marco Villa, Fiscal Nacional de Bolivia, anunció tras la detención que el dinero en divisa extranjera hallado en posesión de Palacios sería analizado por su presunta vinculación con el ex funcionario del renunciante Evo Morales.

“En la intervención del Departamento de Análisis Criminal e Inteligencia (DACI) y la Fiscalía a la casa de la aprehendida y a oficinas de PDVSA se encontraron elementos de convicción que serán analizados para establecer la relación de Palacios con esa empresa y el exministro Juan Ramón Quintana”, dijo este martes el fiscal Marco Villa.

A juicio del funcionario, el dinero decomisado tanto en la sede de Pdvsa en Las Paz como la divisa extranjera en físico, tendría como objetivo el financiamiento a “grupos violentos de desestabilización de la izquierda”.

Por otra parte, la presidenta de Bolivia no descarta citar a funcionarios de Pdvsa en La Paz para que declaren ante la justicia boliviana en medio de las indagaciones que adelanta el Ministerio Público de Bolivia.