Comunidad de San Juan espera por construcción de casas y mejoras en los servicios

116

En el parcelamiento Nuevo Horizonte II, en San Juan de Los Morros, estado Guárico, conviven 52 familias que no cuentan con ninguno de los servicios públicos y solo viven de la siembra.

Egle José Hernández Torrealba, vocero de este sector, declaró a Radio Fe y Alegría Noticias que anteriormente contaban con una bomba de agua y trasformadores los cuales misteriosamente se desaparecieron.

“No tenemos agua, ya teníamos una bomba, (pero) la bomba se desapareció, los trasformadores todo eso”.

Hernández señaló que para surtirse de agua han tenido que improvisar una tubería conectada al tubo matriz que pasa por la zona. “Con una tubería directa que nosotros metimos, vamos todos por escala, esperando que cada quien equipe su tanque”, acotó el vocero.

El afectado comentó que anteriormente esta comunidad contaba con operativos de suministro de agua, a través de camiones cisterna que eran enviados por la antigua gestión de la alcaldía del municipio Roscio.

Ahora solo acuden cisterna privados, “pero cobran entre 5 y 10 dólares (el llenado), no tenemos para comer y vamos a tener para comprar una cisterna, no podemos”, reclamó.

Casas de barro y zinc

Hernández indicó que están a la espera de la aprobación de 30 viviendas para esta zona, las cuales incluye 20 para Horizonte II y 10 para Horizonte I.

“No tenemos presupuesto para hacer las viviendas, estamos esperando que supuestamente vienen veinte viviendas para acá, para esta comunidad”.

Las familias de esta comunidad popular viven de la siembra, ya que cuentan con un lote tierra donde se dan cultivos de maíz, caraotas, verduras y árboles frutales. Ante esto también manifiestan que necesitan apoyo para seguir produciendo.

“Vivimos de la siembra, pero necesitamos ayuda para el material, como el abono, el mata montes, la semilla, para nosotros consumirlos en la familia y los más allegados”.

En la espera de un trasformador

Hernández aseguro que han introducido un proyecto ante la empresa Corpoelec para que se le sea aprobado un trasformador para contar con luz propia, ya que han tenido que conectarse a una líneas de un vecino.

“La luz es deficiente también porque viene de la universidad donde está el transformador que es de un señor, es privado y nos dio el pegue, mientras metiéramos el proyecto para acá, para el trasformador que nos van a dar”.

Las 52 familias que residen en este sector rural exigen mejoras en la vialidad, alumbrado, servicio de cloacas, agua y viviendas, ya que esos son proyectos que están aprobados por el gobierno nacional y esperan que no pase de este año sin que se ejecuten.