Condiciones de reclusos en Mérida son deplorables

El Observatorio Venezolano de Prisiones en Mérida celebró el día internacional del recluso. Foto: Cortesía.

En condiciones deplorables se encuentran las personas privadas de libertad en Mérida al no gozar de los servicios básicos como agua potable, atención médica, alimentación adecuada y lavandería.

Judit Vegas Mejías, coordinadora del Observatorio Venezolano de Prisiones en el estado Mérida, indicó a Radio Fe y Alegría Noticias que tanto en los retenes policiales de El Vigía y Glorias Patria hay hacinamiento y mal estado de la infraestructura.

“A todas estas personas, una vez que están pagando condena, no les proporcionan comida. En el retén de El Vigía existen 105 privados de libertad que deberían estar en el centro penitenciario de la región andina, en San Juan de Lagunillas, y no lo están”, aseguró Vegas Mejías.

La coordinadora del Observatorio aseguró que las responsabilidades del Estado recaen sobre las familias.

“Todos los hogares venezolanos tienen dificultad para conseguir alimentos para el grupo familiar y para aquel ser querido recluido. Es un deber del Estado asumir esta responsabilidad”, señaló Vegas Mejías.

A juicio de la coordinadora del Observatorio Venezolano de Prisiones en Mérida, una vez que realizan las requisas en los centros penitenciarios, los recluidos son despojados de sus objetos personales y artículos de higiene.

Además, no existe dentro de la cárcel una división de personas que cometieron diversos delitos. Así, se puede conseguir a un recluso que está cumpliendo condena por estafa y tiene a su lado a un individuo que cometió homicidio.

El Observatorio sigue su misión

El Observatorio Venezolano de Prisiones monitorea los centros de reclusión con la ayuda de los familiares de privados, quienes en la medida de las posibilidades les brindan apoyo en casos de enfermedades y otros requerimientos.

Según datos aportados por Vegas Mejías, existen casos de privados de libertad que presentan VIH, tuberculosis, diabetes, hepatitis, sarna y enfermedades estomacales, sin tener atención oportuna.

Las declaraciones fueron ofrecidas en la celebración este jueves 18 de julio del Día Internacional del Recluso y el día de Nelson Mandela, quién pasó 27 años en prisión.

La actividad estuvo dirigida a los estudiantes de derecho, criminología, organizaciones no gubernamentales, comunicadores sociales y familiares de reclusos.