«Estamos desesperados por salir de este país, aquí nos odian»

Un patrullero de Trinidad y Tobago custodia la costa de la isla. Foto: Tomado de internet de autoría desconocida.

Un grupo de venezolanos se alista para regresar a casa. Varios de ellos ya arriban a dos años en la vecina isla. Quieren hacerlo pronto, porque aseguran que en ese país, «nos odian».

Más de 80 venezolanos se están organizando para entregarse voluntariamente a las autoridades de Trinidad y Tobago.

No obstante, buscan asegurarse que serán tratados «como personas» y ahora tienen contacto con organizaciones internacionales de carácter humanitario, reveló una de las venezolanas a Radio Fe y Alegría Noticias.

«Nosotros estamos en casa. Nos estamos poniendo de acuerdo para entregarnos y ser deportados, pero tenemos miedo de que nos dejen allí presos semanas, como lo hicieron con los deportados de hoy (jueves 17) que los tenían encerrados sin derecho a nada ni a comunicarse con los familiares», expresa vía WhatsApp, una de las involucradas en la propuesta.

Pero antes quieren asegurarse de que se les respetarán sus derechos humanos. Para eso adelantan conversaciones con varias organizaciones internacionales. Quieren regresar a Venezuela, porque aseguran que el odio de los trinitarios ha recrudecido.

«Los trinitarios nos atacan. Dicen que les estamos quitando su país,  su trabajo. El ilegal (la persona),  no es aceptado a trabajar y la mayoría de los que quieren irse, están ilegales».

Darwin Naranjo, un venezolano que tiene dos años en Trinidad y Tobago, reportó como desaparecidas a 21 personas, allí iba su familia. Ellos zarparon desde la vecina isla hasta Venezuela.

«Ya estamos por salir a Tucupita», fue lo último que supo ese día sobre su familia. Luego se enteró por medio de terceras personas que todos habían sido arrestados por las autoridades de Trinidad y Tobago. Una búsqueda iniciaba para Naranjo y demás familiares.

Los medios venezolanos publicaron acerca de este reporte de desaparición y es lo que habría obligado a la policía hablar con la verdad: los criollos estaban en una celda en Chaguaramas.

«En realidad preguntaron varias veces en esa estación de policía, pero nos dijeron que no estaban», dijo Darwin Naranjo cuando fue abordado vía telefónica por Radio Fe y Alegría Noticias.

Las redadas policiales en Trinidad y Tobago coinciden con la tragedia de Güiria y la deportación de 65 venezolanos, el pasado jueves. La búsqueda de criollos ilegales tuvo como saldo 31 personas arrestadas, solo entre el 14 y 18 de diciembre. Hay temor y desespero entre los connacionales. Algunos se aferran a no regresar a un país en crisis, mientras otros, desgastados y vulnerados por lo que denuncian se trata de xenofobia, quieren salir  lo más pronto, con  la garantía de ser deportados lo más rápido posible.

«Sí, la Acnur nos está prestando el poyo para que podamos salir sin pasar un mal rato presos, pero están esperando que alguna naviera nos apoye y por su puesto la gobernadora Lizeta Hernández. En la lista hay gente de Caracas, Cojedes, Sucre y diferentes estados.. Pero la mayoría es de Tucupita: hay niños y mujeres embarazadas», aseguró la venezolana desde la clandestinidad en Trinidad y Tobago.