Gobierno de Venezuela denuncia que España violó Convención de Viena con la huida de López

Archivo

La fuga del dirigente político de oposición Leopoldo López de la sede de la embajada española en Venezuela sigue levantando una ventisca de reacciones en el plano de la política.

El canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, emitió un comunicado en nombre de su gobierno y señala tajantemente que Venezuela denuncia una “flagrante violación de la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas por parte del Gobierno del Reino de España, al facilitar, con notable complicidad, la fuga del terrorista Leopoldo López”.

Según el diplomático este tipo de episodios viene siendo reiterativo en el gobierno que ahora preside Pedro Sánchez desde el año 2017 cuando cita una “inédita y continua violación del contrato internacional que rige a los estados civilizados”.

En concreto Arreaza se refiere a la expulsión que hace 2 años el gobierno hizo al embajador de España acreditado en Venezuela, Jesús Silva, por supuestamente inmiscuirse en los asuntos internos del país.

Luego fue restituido al servicio diplomático en Venezuela en abril del mismo año y se restablecieron las relaciones entre ambas naciones.

Pero la misiva del canciller venezolano continúa reseñando otras supuestas violaciones del derecho internacional cuando menciona que desde la embajada de España en Venezuela se permitió que el dirigente opositor Leopoldo López, radicado en la sede desde abril de 2019, dirigiera, supuestamente, la fracasada operación Gedeón de mayo de 2020, “bajo conocimiento del embajador Silva”.

Y remata acusando que Silva fungió como principal organizador y cómplice confeso de la escapada de López y además el Reino de España “decide recibirlo en su territorio, sin reparar en las leyes internacionales e incluso en las leyes migratorias españolas y en los acuerdos bilaterales de justicia”.

Concluye el comunicado del ministro de relaciones exteriores de Venezuela en afirmar que los organismos jurisdiccionales del país prosiguen con las investigaciones pertinentes.

Vale recordar que por este hecho fueron detenidos la cocinera de López y un vigilante de la embajada de España.

López arribó este domingo a Madrid donde se reencontró con su esposa Lilian Tintori y sus dos hijos, además de su padre, el congresista español Leopoldo López Gil.