“La educación occidental es un pecado”

“Los códigos culturales profundamente enraizados, las creencias religiosas y las fobias estructurales han de modificarse. Los gobiernos deben emplear sus recursos coercitivos para redefinir los dogmas religiosos tradicionales” (Catolicidad, 2015).

Se deja claro que los talibanes (que es un vox pópuli por quienes fueron financiados, adiestrados y haber confeccionado su modus operandi bélico) están muy cercanos al “bloque liberal mundialista globalista”, más que a cualquier otro grupo político o gobierno “imperial” con intereses geopolíticos y geoestratégicos en la región geográfica que le es afín: la República Islámica de Afganistán limita al norte con Turkmenistán, Uzbekistán y Tayikistán; al oeste con Irán; al sur y este con Pakistán, y al noroeste con la República Popular China.

El objetivo de los talibanes es la destrucción del occidente cristiano: erradicar de plano el cristianismo por considerarlo dañino  al mundo  o mejor dicho a los propósitos “ocultos” de la elite globalista: conducente al neofeudalismo (El Nacional, 14-08-2021).  Es aquí donde los objetivos del globalismo se empatan con el bloque asociado a la yihad negra fundamentalista que opera en algunas regiones del medio oriente, la cual suele identificarse maléficamente como: “la educación occidental es un pecado” (BBC, 2014).

“El globalismo se constituye en el odio a través de sus varias ramificaciones ideológicas y sus instrumentos contrarios a la nación, contrarios a la naturaleza humana y contrarios al propio nacimiento humano” (BBC, 2019).

Ideología perversamente maligna, que persigue destruir el orden natural establecido, focalizada en destruir literalmente el cristianismo y a los cristianos, al extraer o exterminar  de dicha  ecuación sus  pilares fundamentales como son los valores cristianos: desde el mismo instante en que se aniquilan, la persona, la comunidad que integra y la humanidad en general, entran en un proceso de caos, connivencia, concupiscencia, degeneración y decadencia  absoluta en todo lo que involucra la  dignidad humana e incluso en un nivel supranatural: esto a causa que los valores cristianos representan el centro y equilibrio en la convivencia de la persona en toda su integridad (DW, 2019).

Existen complicidades manifiestas en este golpe de estado en Afganistán con impacto nefasto a nivel mundial, que efectivamente está sustentando en una inteligencia estratégica diabólica. Mismamente, el “bloque liberal mundialista globalista” se inserta en un sistema de operación doctrinaria, sociopolítica y social estructural, que tiene centradas y definidas sus directrices en la destrucción de la familia a través de la humillación denigrante de la mujer como ser maternal, la ideología de género (promoción del LGTB), el transhumanismo, el control poblacional basado en las políticas de disminución de la natalidad  y crecimiento exponencial de la mortalidad: a través de la institucionalidad y normalización del  aborto, la eutanasia y  la auto castración.

“Adicionalmente, el apetito desmesurado por las riquezas del mundo, el estatus y poder en el plano personal e “imperial”, es decir la avaricia como parte de los siete pecados capitales, a lo largo de la historia de la lucha entre el bien y el mal (o en algunos casos entre el mal y el mal, asimilados a regímenes o sistemas bipolares de la  maldad), siempre fue una peculiaridad esencial del conflicto de intereses hegemónicos: entremezclados por lo mezquino, lo egoísta y lo narcisista” (El Nacional, 24-07-2021)

Con todo esto se nos deviene un proceso de desestabilización globalizado. Entonces  no es difícil anticipar ataques terroristas en diversas regiones del planeta, y por su puesto la reactivación a gran escala de la industria armamentista (que junto a la farmacéutica son extraordinariamente lucrativas), motivado a que “el objetivo es una guerra eterna” (Asange, 2011). Por lo que será una  excelente justificación, adicional a la que acarrea el coronavirus, el restringir mucho más el goce pleno de los derechos fundamentales,  lo que equivale a deducir que será muy atractivo para los diferentes gobiernos, ampliar los controles y restricciones de las garantías individuales ante la situación de inminente peligro, desestabilización y caos.

Digresión 1:

No representa ningún secreto conspirativo el comportamiento tendencial de diferentes variables macroeconómicas, las cuales apuntan inobjetablemente el hecho altamente probable, que la  República Popular China asumirá definitivamente la hegemonía global en un periodo de tiempo muy cercano:   lo que significa en la practica la transición de un mundo tripolar en el que aún vivimos, integrado por los tres bloques políticos (USA, Rusia y China), a un escenario mundial unipolar o de absoluto dominio chino.

Como evidencias de lo anterior, en la dimensión comercial se estima que para el año 2024 la economía de China habrá superado altamente a su gran rival estadounidense, que a propósito también lo ha superado en fuerza laboral, en lo tecnológico, en crecimiento económico, la infraestructura, acceso al agua potable y para los cultivos agrícolas, etc. (RT, 2021). Además es innegable,  que los grandes capitales o la gran base financiera global que operaba en Wall Street, New York, se han  trasladado a Shanghái (China).

Lógicamente este posible transitar de la hegemonía de los Estados Unidos a la China comunista será extremadamente dolorosa e impactante en todas las dimensiones de la vida humana, y principalmente en el modelo vida basado en los valores cristianos.

Digresión 2:

El Padrenuestro nos invita a cada momento al banquete del Reino de los Cielos, pero aún con todos los signos que se seguirán presentando, existen personas que lo desprecian debido a sus “ocupaciones terrenales”.

Todavía estamos en tiempo de Misericordia donde seguirá aplicándose “los últimos serán los primeros y los primeros serán los últimos”. Múltiples son las señales que incluye el “gran aviso” que la Santísima Trinidad y la Inmaculada Virgen María nos hacen para cambiar definitivamente nuestro errado pensar y proceder de adorar a dioses mundanos: dinero, placer, poder malsano…

Referencias:

Asange, Julian (2011). El objetivo es una guerra eterna: https://bit.ly/3B2rafL

BBC (2019). Qué es el «globalismo», la ideología que…se opone al «amor a la patria»: https://bbc.in/3sytdVR

BBC (2014). Qué es Boko Haram, el grupo acusado de secuestrar a 230 niñas en Nigeria: https://bbc.in/3gjTJxg

Catolicidad (2015). Dar al Cesar lo que es de Dios: pretende que los gobiernos redefinan los dogmas religiosos: https://bit.ly/3mitTgI

DW (2019). Afganistán: un país en guerra interminable. https://bit.ly/3CV1IdE

La Nación (15-08-2021). ¿Bitcoin=neofeudalismo?: https://bit.ly/3kbbPmc

La Nación (25-07-2021). Regímenes surrealistas: https://bit.ly/3D2I3Zg

RT (2021). EE.UU. La sequía del río Colorado causará recortes en el suministro de agua: https://bit.ly/3mhm4rH

Fuente: “Perspectiva Económica y Académica Contemporánea”. UNET. Años: 2018 al 2021. pedromoralesrodriguez@gmail.com  @tipsaldia. WhatsApp: +584168735028