Congreso de Chile aprueba juicio político contra Piñera

139
juicio Piñera
El gobierno de Piñera se enfrenta al difícil momento de un juicio político en su contra por su vinculación en los Pandora Papers. Foto: Esteban Félix/Associated Press.

En una sesión que duró al menos 21 horas, el congreso chileno admitió llevar a juicio político al presidente de ese país, Sebastián Piñera.

Para su aprobación se contó con 78 votos a favor, 3 abstenciones y 67 en contra. Sin embargo, todavía falta la aprobación del Senado, que tiene facultades para destituir al presidente del país austral.

Piñera, en ejercicio de la presidencia de Chile desde 2018, es señalado de infringir la constitución y de comprometer el honor de la nación. Presuntamente favoreció la venta de una propiedad familiar cuando ejercía su primer mandato, según reseña Associated Press.

Para aprobarse, la oposición necesitaba 78 de los 155 miembros del parlamento para admitirlo, sin embargo, varios de los 83 diputados de centroizquierda votaron en contra.

¿El esfuerzo vale?

Una serie de hechos curiosos se dio lugar en la sesión que aprobaría el juicio político a Piñera. Sucesos que han dado lugar a una serie de reacciones de la clase política de ese país.

De esto, destaca el extenso discurso del socialista Jaime Naranjo, quien presentó la acusación, porque leyó durante 14 horas unos escritos sobre el tema. Todo para que otro parlamentario, Giorgio Jackson, pudiera entrar a la sede del Congreso tras concluir su confinamiento por la COVID-19.

Por otra parte, el opositor Jorge Sabag evadió a las autoridades sanitarias que lo esperaban en la puerta del legislativo, pues espera el resultado de una prueba PCR y le habían indicado que se aislara hasta conocer el resultado del examen. La situación generó fuertes críticas por parte del oficialismo.

Sin embargo, todavía falta camino. En el senado se necesitan 29 votos a favor para destituir a Piñera. Según AP, los promotores de la moción solo cuentan con 24 votos y hay pocas posibilidades de que completen lo requerido entre los 43 senadores.

Reacciones al juicio político contra Piñera

Congreso de Chile
Un grupo de diputados opositores en Chile apoyan con carteles al diputado socialista Jaime Naranjo que se extendió unas 14 horas en su discurso. Foto: René Lescornez/Congreso de Chile.

El secretario general de la presidencia de Chile, Juan José Ossa, calificó la sesión como un “show” y aspira que en el senado “impere la sensatez”. El ministro añadió que desde el gobierno lamentan la acción “por esta herida que se le ha hecho al país”.

“Se aprobó por un voto una acusación constitucional manifiestamente injusta”, dijo el funcionario según reseña La Tercera.

Entre tanto, el diputado Ramón Barros, de la Unión Democrática Independiente, confía en que el senado no aprobará el juicio porque “requiere dos tercios y la oposición no tiene dos tercios (de los senadores)”.

Los opositores a Piñera no dudaron en mostrar su alegría y expectativa con la aprobación en el congreso.

En esto, Jaime Naranjo, del Partido Socialista, asegura que se les ha dado a los chilenos “un mensaje de esperanza y fe” y destacó que el visto bueno del juicio político contra Piñera en el Congreso se dio porque “estaban todas las fuerzas de oposición unidas”.

Así mismo, el diputado Giorgio Jackson dijo que “hubo un esfuerzo unitario bastante importante y bastante inédito para poder demostrar que no da lo mismo cuales son los límites que transgrede la primera magistratura del país”.

¿Por qué quieren llevar al paredón a Piñera?

Entre los millones de documentos que vieron la luz pública con los “Papeles de Pandora”, y que dejaron en la calle a más de un santo, hay un contrato que condicionaba el último pago de un negocio minero y portuario. En él se establecía que la zona donde se instalara no fuera declarada de interés público.

Para declarar una zona de exclusión parque o reserva natural se necesita la decisión del ejecutivo de esa nación. El contrato se firmó en diciembre de 2010, apenas nueve meses después de que Sebastián Piñera asumiera su primer mandato.

Ese mismo año, el gobierno de Chile reubicó una termoeléctrica que se establecería en el proyecto familiar comerciado.

Por esto, la Fiscalía Nacional inició una investigación para establecer si por parte del jefe de Estado hubo algún delito de cohecho o fiscales cometidos. Piñera dijo que conoció de la venta una vez finalizó su mandato y que en Chile se cancelaron los impuestos.