Trece países del Grupo de Contacto rechazan expulsión de embajadora de la UE

Un grupo de 13 países que forman parte del Grupo de Contacto sobre Venezuela, ha rechazado la orden del Ejecutivo que propició la expulsión Isabel Brilhante de Caracas luego de declararla como persona «non grata».

Brilhante era la representante de la Unión Europea en Caracas y debió ausentarse del país el 27 de febrero, 72 horas después del vencimiento del tiempo estipulado por el gobierno de Maduro. El retraso de su salida se debió a la falta de conexión aérea con Europa desde Venezuela.

“Los siguientes miembros del Grupo de Contacto Internacional sobre Venezuela, Chile, Costa Rica, la República Dominicana, Ecuador, la Unión Europea, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Panamá, Portugal, España, Suecia y Uruguay rechazan la decisión del régimen venezolano de declarar a la embajadora de la UE persona non grata”, indicaron en un comunicado conjunto.

El Grupo de Contacto considera que la decisión de Maduro fue contraria al diálogo y al respeto que debería prevalecer en las relaciones internacionales.

El grupo abogó porque este tipo de incidente no vuelva a ocurrir en Venezuela, porque aísla más a un gobierno cuestionado por la comunidad internacional.

A juicio del Grupo de Contacto “la única salida a la crisis venezolana es mediante la reanudación de las negociaciones políticas y el restablecimiento del diálogo», entre todos los actores políticos nacionales e internacionales.

La designación como persona «non grata» y la posterior expulsión de Isabel Brilhante fue una respuesta directa de Maduro a las sanciones del bloque comunitario europeo contra 19 funcionarios venezolanos, entre ellos varios diputados nacionales, miembros del CNE y del TSJ.