UE intentará tener una vacuna contra el COVID-19 antes de diciembre

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen, aseguró que hará todo lo necesario para tener una vacuna contra el Coronavirus antes de diciembre.

La noticia sorprendió a la comunidad científica que avisaron que normalmente, el desarrollo de una vacuna tarda un año o año y medio.

Von der Meyen aseguró estar dispuesta a agilizar todo lo que sea necesario para que el plazo se reduzca hasta el otoño europeo, que va de septiembre a noviembre.

“Estamos ante una crisis gravísima, podemos acelerar todos los procesos que suelen requerir mucho tiempo porque son muy burocráticos. Tenemos procesos que suelen ser lentos, difíciles, pero contamos con los medios para acelerarlos. Si nos centramos en lo esencial disponemos de los medios necesarios para tener una vacuna potencial, que es de la máxima importancia”, dijo la presidenta a los medios europeos.

Además, destacó que conversaron con una de las empresas alemanas que avanza en el desarrollo de una vacuna contra el Coronavirus.

“Hemos hablado con la empresa alemana más destacada. Que otros países quieran comprarla, quiere decir que es la que va en cabeza”, dijo la presidenta.

Se refirió a CureVac, a la que el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, intentó comprar para que trasladara su investigación al país norteamericano.

Tras conocer la intención de compra, el gobierno alemán ofreció 80 millones de euros de financiamiento a la firma para que se quedaran en el país. “Alemania no está en venta”; dijo entonces el ministro de Economía de ese país.

Cierre de fronteras por 30 días

Además de agilizar los trámites para el desarrollo de una vacuna, la presidenta de la Comisión Europea propuso el cierre de las fronteras exteriores de la Unión por 30 días.

La propuesta fue aceptada por los jefes de Estado de los países miembro, por lo será la primera vez en la historia del bloque que se lleva a cabo un cierre fronterizo de tales dimensiones.

“La Unión Europea nunca ha vivido una crisis así”, remarcó Ursula Von der Leyen, quien propuso la creación de una “vía rápida” durante el cierre fronterizo para agilizar el transporte de alimentos y material médico.

Por su parte, el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, apoyó la propuesta y subrayó que “harán todo lo que haga falta” para enfrentar la crisis.