Una Palabra Oportuna 3296

26

Un espacio para caminar con Jesús

Tips para discernir la realidad
Viernes 07 de junio de 2024

Por: Antonio Pérez Esclarín

Ciegos a la belleza natural

Niños y jóvenes de hoy sienten una verdadera fascinación por lo tecnológico, pero viven en términos generales ajenos e indiferentes al mundo natural, a sus manifestaciones y al ciclo de la vida. La invasión de lo tecnológico en sus vidas los hace ciegos a la belleza natural. Metidos en la cápsula tecnológica son incapaces de auscultar la llamada de la naturaleza. Mientras uno se embeleza ante el relámpago de una catarata, el vuelo de una mariposa, la inmensidad del mar o el llano, o la imponente majestuosidad de una montaña.

Niños y jóvenes solo están preocupados y pendientes de llegar pronto a algún lugar donde haya Wi-fi. De ahí la necesidad de recuperar una mirada contemplativa, extasiada, para ver en todo la mano de Dios. La naturaleza se nos ofrece como un libro abierto que nos revela un Dios creador, Padre- Madre que ama a todos y envía la lluvia y el sol sin discriminación y nos invita a seguir recreando el mundo, haciendo que lo creado para todos sirva a la vida de todos.

Dios te ama y se te regala en cada objeto de la creación y en cada ser humano, respóndele a tanto amor con amor y ama al árbol, a la brisa, al sol, al agua, a cada persona que es hija de Dios y tu hermana.

Con Tu presencia Señor, saldremos fortalecidos.