Una Palabra Oportuna No. 1154

Espiritualidad. Miércoles 09 de junio de 2021.

Por Luis Ugalde, SJ. Narra Alexander Medina.

San Ignacio “contemplación para alcanzar amor”

Para transformar la vida, nos dice San Ignacio, la clave es contemplarla como un don amoroso, ver todo el bien recibido y “sentir y gustar internamente” cómo Dios actúa gratuitamente en el mundo y en nosotros de manera silenciosa y múltiple.

Esa omnipresencia amorosa se transforma en diálogo entre amado y amante; el amor no es una fuerza telúrica impersonal, sino es Dios que se entrega en Jesús y suscita la respuesta de gratitud.

A los dioses mundanos del poder, del dinero y de ritos religiosos y de leyes sin Espíritu, Jesús contrapone el Dios-amor que rompiendo barreras se hace hermano, que sirve y da vida. El Nazareno se atreve a decir que a Dios nadie lo ha visto nunca, pero que quien lo ve a él, ve actuar al Padre que es Amor.

También nos dirá que quienes se compadecen y se hacen hermanos del herido, los que dan de comer al hambriento y liberan al oprimido, se encuentran con Dios, aunque ellos no lo crean. Sin saber sabiendo, con Dios nos encontramos todos los días en aquellos que nos necesitan y reciben vida de nosotros, nos dice Jesús.

Con tu presencia Señor, saldremos fortalecidos.