Una Palabra Oportuna No. 1355

Oración de la mañana. Sábado 16 de octubre de 2021.

Por Herlinda Gamboa. Narra Julitze Mayurel

Cafecito de la esperanza en camino de conversión

Señor Jesús, en el amanecer de este nuevo día invocamos la  asistencia del Espíritu Santo. Lo necesitamos todos los días antes de orar. Solo es posible conectar con la Palabra invocando al que la ha inspirado. Por eso te pido que nos des tu Espíritu para sintonizar con tu Palabra.  Eres una persona ante la cual nadie puede quedar indiferente: O se te acepta o rechaza; esta decisión está cargada de compromiso radical y coherente.

En ti nos jugamos la vida a una sola carta. Si te elijo mi opción es de vida y de vida eterna. También  si te rechazo: “El que me niegue delante de los hombres, será negado delante de los ángeles de Dios”. Blasfemar contra el Espíritu Santo es cerrarse al don de Dios, no querer recibir lo que Él nos quiere dar. Caracteriza al hombre el soplo de Dios sobre el barro, si le quitamos ese soplo de vida se convierte en tierra. No tiene sentido que el hombre, hecho a imagen y semejanza de Dios, quiera vivir sin aire, sin suelo, sin sol, sin vida.

El que se deja conducir por el Espíritu Santo, tiene en su corazón, su Maestro Interior, que le dice en cada momento, lo que debe decir y lo que debe hacer. El Espíritu Santo es el gran don que nos dejas antes de tu Pascua. Este café  celebra y reconoce la acción de tu Espíritu y agradecidos pedimos siga renovando la faz de la tierra.

Danos tu amor y gracia que eso nos basta. Amén. PAZ Y BIEN.

Con tu presencia Señor, saldremos fortalecidos.