Una Palabra Oportuna No. 305

Una Palabra Oportuna

Espiritualidad. Jueves 4 de Junio de 2020.

Por José Antonio Pagola y voz de Alexander Medina.

El Dios que busca a los perdidos

A veces nos llega el desencanto, la decepción y la sensación de seguir en los mismos errores y pecados de siempre. Sin fuerzas para cambiar, perdidos y solos.

Pero aún en esas situaciones, hay algo que no debes olvidar. Por muy perdido que te encuentres, por muy fracasado que te sientas, Dios siempre está contigo. Tu vida tiene salida. Cuando nos encontramos perdidos, una cosa es segura: Dios nos está buscando.

Precisamente, cuando nos vemos más pobres y perdidos es cuando más cerca está nuestra salvación, pues Dios nos está buscando. Cuando no tengas a nadie que te pueda ayudar, cuando no veas ninguna salida, cuando sientas que no puedes cambiar, confía en Dios. Está más cerca de ti que nunca. Él te entiende, te apoya y está buscando tu bien.

Te puede parecer increíble y paradójico  pero es así. Jesús lo dejó bien claro: Yo he venido a buscar y salvar lo que estaba perdido.

Acércate a las palabras de publicano; ¡Señor, ten piedad de mí que soy un pecador!…

Amén.

Con tu presencia Señor, saldremos fortalecidos.