Una Palabra Oportuna No. 491

Oración de la noche. Lunes 20 de julio de 2020.

Por José Francisco Aranguren, SJ.

Preparémonos para la oración de la noche

Señor, muchas veces te exijo un signo para ver que estás conmigo, o con los míos o con mi país. Sé que muchas veces no me dejo llevar por la confianza en ti sino por mis inseguridades.

Por eso, en esta noche quiero llevar mis pensamientos a esos momentos en los que he podido confiarme plenamente a ti. Te pido perdón por no soltarme en tus manos y querer vivir desde mí. Muchas veces, lo sabes Señor, esa desconfianza en ti ha afectado a otros hermanos.

Hoy caigo en la cuenta de mi error y pido la luz de tu Espíritu para confirmarme plena y absolutamente en tus manos. Disipa mi tendencia a desconfiar, a tener todo cuadrado y controlado, fortalece mi espíritu vacilante y bendíceme con el don de la fe, una fe como la de María. 

Amén.

Con tu presencia Señor, saldremos fortalecidos.