Aseguran que Venezuela es un país donde se ejerce la autocensura

173
Imagen: Raquel Marín.

La vicepresidenta nacional del Movimiento al Socialismo (MAS), María Verdeal, aseguró que Venezuela es un país censurado y polarizado “donde se ejerce la autocensura”.

Estas declaraciones de Verdeal, donde se hace referencia a la autocensura en Venezuela, fueron publicadas el pasado 27 de junio, Día Nacional del Periodista, en el portal El Político.

La dirigente política hace referencia a un informe de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas, Michelle Bachelet, sobre la libertad de opinión y expresión en Venezuela, que según Verdeal, “queda evidenciado la afectación de profesionales del periodismo, de medios de comunicación y sus trabajadores, eso que denominó el gobierno en algún momento la hegemonía comunicacional”.

A juicio de la representante del MAS, el documento presentado por Bachelet pone en evidencia la realidad que vive cada periodista detrás de las cámaras o los micrófonos en el país.

“Ojalá se respete y se reivindique el derecho al ejercicio del periodismo al igual que el derecho a estar informado bajo la pluralidad del pensamiento para lograr la transparencia y la inmediatez en la información”, expresó.

En el informe de Bachelet, el cual abarca el período comprendido entre el 1 de mayo de 2021 y el 30 de abril de 2022, quedó reflejado el caso de El Nacional, que en julio de 2021 tras un proceso judicial que duró más de seis años, la Sala Constitucional del TSJ confirmó una decisión que obligaba a ese diario a pagar el equivalente a 13 millones de dólares como indemnización por daños morales en un caso de difamación contra un funcionario del Estado, a título personal.

También, durante las elecciones regionales, se informó a la Alta Comisionada sobre restricciones indebidas a la libertad de los medios de comunicación, que al parecer afectaron al menos a 15 periodistas y trabajadores de los medios de comunicación, entre ellos cinco mujeres.

Durante el período que abarca el informe, se documentó el caso de al menos una estación de radio cerrada y cuyo equipo fue confiscado por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones.

El cierre fue presuntamente causado por la falta de operación con las licencias necesarias, a pesar de las solicitudes apropiadas para renovar las licencias presentadas a tiempo.