Así transcurre el Día del Maestro en el país

Día del Maestro transcurre entre misas y protestas

Los maestros venezolanos conmemoran este 15 de enero el Día del Maestro en medio de una crisis social y económica sin precedentes en el país, que les ha obligado a “reinventarse” para sobrevivir.

A pesar de todo, muchos educadores venezolanos siguen apostando por la vocación, manteniéndose en las aulas e ideando estrategias para seguir educando y orientando a sus estudiantes a pesar de las dificultades.

Así transcurre el día del maestro en las regiones:

Misa del Día del Maestro en Sucre

En el estado Sucre, los docentes celebraron una misa del Día del Maestro en la Catedral de Cumaná para luego concentrarse en la plaza Andrés Eloy Blanco, donde ofrecieron una ofrenda floral al ilustre poeta.

Luisa Mendoza, docente jubilada, celebró a la Venezuela de talentos:

“Soy docente jubilada de esta Venezuela de talentos, que tiene todavía sueños. Son los docentes los que llevan la voz cantante para materializar este sueño en acciones concretas que necesitamos para el futuro”, dijo.

Mendoza aclaró que su gremio no está celebrando, pero conmemoran el reto que tienen de encaminar el presente y el futuro del país. Para ella, ese presente y futuro está en manos de estudiantes y educadores:

“Aquí nos quedamos, desde aquí se gestan los cambios que se requieren para salir adelante. Somos un pueblo de talentos y de promesas serias”, expresó. Asegurando que enfrentan con esperanzas las dificultades que enfrentan.

El gremio docente del estado Sucre tiene planificadas nuevas actividades para el día viernes, cuando se concentrarán en el sector La Bombita para luego emprender una marcha pacífica hasta la Casa del Maestro de Cumaná.

En Caracas hubo manifestaciones

Mientras tanto, los maestros caraqueños se concentraron en la plaza Bolívar de la capital venezolana para protestar por las condiciones en las que se encuentra el sector educativo.

Allí, celebraron una misa de conmemoración y aseguraron que no tienen razones para celebrar. Griselda Sánchez, representante del sindicato educativo, señaló que el Estado tiene una deuda contractual “vergonzosa” con los docentes de más de un648 por ciento:

“Queremos salarios dolarizados para nosotros poder brindar calidad de vida a nuestras familias. Es imposible que un docente con 240 mil bolívares quincenal, que es lo que gana un maestro tipo cuatro con 15 años de servicio, pueda sobrevivir”.

Sánchez denunció que sus compañeros no tienen posibilidad de movilizarse de sus casas a las escuelas y no cuentan con los ingresos suficientes para alimentarse. Igualmente, enfatizó que no puede haber futuro si no mejora la situación del sector educativo.

“Definitivamente en un país donde no hay educación no puede haber presente ni futuro para nadie. Por eso estamos en la plaza Bolívar para elevar nuestra voz”, dijo la dirigente.

Luego de su comparecencia ante los medios de comunicación, los dirigentes sindicales fueron “desalojados” de la plaza Bolívar por personas afectas al oficialismo, quienes les arrojaron excrementos fecales y líquidos.

La denuncia fue formulada por la propia Sánchez, quien agregó que debido a esta agresión no pudo participar en la sesión prevista de la Asamblea Naconal que lidera Juan Guaidó.

Por su parte, el ministro de Educación Aristóbulo Istúriz, en un Te Deum en honor a los maestros, solo llegó a decir que este 15 de enero se le hacía un homenaje al maestro venezolano Luis Beltrán Prieto Figueroa.

Resaltaba las ideas del Estado Docente y de la Pedagogía Social de Simón Rodríguez.

De salarios y reivindicaciones para los docentes no asomó nada.

En Mérida mantienen las puertas abiertas con vendimias

“Hicimos una vendimia junto a los padres y representantes para ayudarnos a mantener la autogestión”, relató Julio Garmendia, director de la escuela básica Teresa Manrique, en ciudad de Mérida.

El docente señaló que con lo recaudado planean comprar artículos necesarios para el mantenimiento de las aulas, como productos de limpieza, escobas y palas.

Por otra parte el secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Enseñanza, Humberto Atencio, agradeció el apoyo que han brindado padres y representantes durante las jornadas de protestas del gremio, asegurando que gracias a ese apoyo, lograron materializar algunos beneficios para 5 mil 700 docentes de la región.

Los maestros merideños recuerdan con nostalgia los tiempos pasados de la educación, cuando con sus salarios podían adquirir sus bienes básicos, e incluso casa y vehículo.

Ausentismo en Táchira

El presidente de la Federación Venezolana de Maestros del estado Táchira, Ildemaro Useche, calificó como crítica la situación que viven los educadores en esa entidad:

“El salario de los docentes es un salario pésimo que sólo alcanza para adquirir el 7% de la canasta básica nacional. El balance que tenemos para el 7 de enero es que más del 55% de los docentes no se incorporaron a la jornada educativa. Aun no sabemos si vuelven o no”, dijo el dirigente a Radio Fe y Alegría Noticias.

El educador informó que cerca del 67% de los docentes de la región ha dejado el estado, aunque algunos permanecen en el país, pero dejaron la educación para dedicarse a otros oficios más lucrativos.

Con información de Joanne Sánchez, Edwin Rodríguez, Rossana Mosquera y Jorge Labrador / Radio Fe y Alegría Noticias