Atletas tendrán que “competir” también contra la COVID-19 en Tokio 2021

El Comité Olímpico Internacional advierte que quienes den positivo para COVID-19 durante Tokio 2021 serán excluidos.

Los atletas que participen en las olimpiadas de Tokio 2020, pospuesta para la última semana de julio de 2021, no solo tendrán que lidiar contra sus contendores naturales, sino también contra la COVID-19.

La posibilidad de quedar fuera de la competencia queda supeditada a la suerte de no padecer la enfermedad durante el desarrollo de los juegos.

Así lo ha advertido el Comité Olímpico Internacional (COI), al anunciar las medidas que se tomarán para el magno evento deportivo postergado para el 2021.

El COI no descarta la posibilidad de hallar una vacuna efectiva que acabe con la COVID-19.

El organismo ha anunciado que se aplicarán todos los cuidados que ya se conocen como el lavado de manos, uso de guantes y caretas.

Lo más innovador ha sido el uso de una etiqueta adhesiva en la muñeca para tomar la temperatura corporal de los atletas en cuestión de segundos.

De acuerdo con la COI, asistirán 11.000 deportistas, más miles de dirigentes, jueces, invitados especiales, patrocinadores y prensa.

A ello hay que incluir los 4.000 deportistas que intervendrán en los Juegos Parolímpicos.