Bukele: Régimen de excepción seguirá hasta acabar “la guerra contra las pandillas”

119

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, dijo este martes 28 de junio que el régimen de excepción no se levantará “antes de acabar la guerra contra las pandillas”.

Bukele respondió ante la postura de Estados Unidos de que el régimen, que suspende derechos constitucionales, es una política “insostenible”.

“Evidentemente el régimen de excepción es de excepción, no va a durar para siempre” y “no esperamos que dure una década, pero tampoco los vamos a quitar en dos, tres meses antes de acabar la guerra contra las pandillas”, dijo el mandatario.

Bukele comparó: “las pandillas son como un cáncer con metástasis” y el régimen de excepción y la “guerra contra las pandillas” es la quimioterapia.

También dijo que las pandillas son un “enemigo” que está “adentro de las comunidades” y “adentro de la misma población”.

Para el mandatario, si se suspenden las medidas excepcionales el fenómeno de las pandillas va a “volver a crecer, va a ser mayor.

Opinión internacional

Antes de concluir su misión como encargado de negocios de la embajada de Estados Unidos, Patrick Ventrell, dijo que “el régimen de excepción no puede seguir para siempre.

“En una democracia todas las personas acusadas de un crimen deben ser procesadas con un sistema de justicia transparente”, apuntó el funcionario.

Agregó que “el respiro que les ha dado a los salvadoreños, también tiene un alto costo”, porque “el régimen de excepción es una política insostenible”.

Advirtió que al terminar el régimen de excepción “dejará a salvadoreños inocentes encarcelados, junto a criminales que el Gobierno está tratando de retirar de las calles”.

El jefe de Estado dijo que “probablemente fue una opinión desinformada o probablemente fue una opinión mal traducida”.

“Vamos a suspender la quimioterapia, por supuesto que sí, cuando hayamos eliminado todas las células cancerígenas del cuerpo”, indicó.

Arreciar la guerra contra las pandillas

Las declaraciones de Bukele se dieron tras el asesinato de tres policías.

Señaló que tienen la “capacidad todavía de incrementar la fuerza” que están “aplicando contra los pandilleros” y hoy lo van a “hacer sin ningún miramiento”.

El régimen de excepción se adoptó después de que el último fin de semana de marzo “pandilleros” cobraron la vida de 87 personas.

Según EFE, son más de 43.000 las personas detenidas bajo este régimen, que suspende garantías constitucionales.

Entre tanto, organizaciones de derechos humanos han registrado más de 3.000 denuncias de atropellos, principalmente por “detenciones arbitrarias”.