Corte de EE.UU decidirá si Citgo sigue en manos de Guaidó o retorna a control de Maduro

La pugna por Citgo entre el gobierno de Nicolás Maduro y del presidente del parlamento venezolano, Juan Guaidó, ha trascendido al campo legal y terminará en un tribunal de Delaware, según han confirmado autoridades norteamericanas.

Citgo Petroleum Corp. es la instancia en disputa, cuya matriz es la estatal petrolera venezolana Pdvsa, que entró a una crisis administrativa de gerencia en febrero de 2019, cuando Guaidó destituyó a la directiva nombrada por Maduro y designó a cinco nuevos funcionarios en medio de un debate político y emergencia humanitaria.

Para Guaidó, la presencia de Maduro en Miraflores es una “usurpación” argumentando que no fue elegido en un proceso electoral “transparente y creíble”; por su parte, Maduro asegura que la Asamblea Nacional “sigue en desacato y sus decisiones no tienen sustento legal”.

En este contexto de crisis política inició la disputa por controlar y administrar Citgo Petroleum Corp., la octava mayor empresa de Pdvsa, capaz de generar 30.000 millones de dólares al año, según revelaciones de Rafael Ramírez, exministro de petróleo.

Junto a Citgo Petroleum, Juan Guaidó designó a una nueva directiva de PDV Holding y Citgo Holding, las cuales completan las empresas subsidiarias de la matriz Pdvsa.

Desde febrero hasta julio de este año, la administración de Citgo Petroleum Corp. está en manos de Luis Palacios, designado por Juan Guaidó, y con la demanda que procedió en un tribunal de Delaware, abre la puerta de una disputa legal en territorio de Estados Unidos.

Por su parte, la directiva que preside Luisa Palacios ha dicho que confía en que el tribunal reconozca la directiva que preside, tal como ha ocurrido con el reconocimiento del gobierno estadounidense a Juan Guaidó como presidente encargado de Venezuela.