Cortes eléctricos no afectarán programación de la Catedral de Mérida

46

Pese a los cortes eléctricos que se han generado en la entidad merideña, la Catedral Metropolitana no cancelará ninguna actividad programada por la iglesia durante Semana Santa.

Así lo dio a conocer a Radio Fe y Alegría Noticias Monseñor Luis Enrique Rojas Ruiz, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Mérida, quién mencionó que por órdenes del Cardenal Baltazar Porras, no se suspenderá la programación.

“Monseñor nos pidió en estos días que estuvo en Mérida que no suspendiéramos las actividades concernientes a la Semana Mayor. Todas las actividades las vamos a realizar con la gente que nos llegue y con los horarios que hemos establecido”, destaco Rojas Ruiz.

Este Miércoles Santo, la Catedral de Mérida dio inicio a las actividades desde las 8:00 de la mañana con la eucaristía, seguida por la procesión de El Nazareno.

De igual modo, grupos de apostolados entre sacerdotes y seminaristas recorrieron el Instituto Autónomo Hospital Universitario de Los Andes (Iahula), hospital Sor Juana Inés de la Cruz y ancianatos, llevando una palabra de aliento y alimentos a los más necesitados.

Así mismo, el obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Mérida mencionó que la basílica menor tiene programado para el Jueves Santo la pasión, muerte y resurrección de cristo, donde harán confesiones de 2:00 a 5:00 de la tarde, simultaneas a la oración solemne de la cena del señor y traslado del santísimo sacramento.

El Viernes Santo, a partir de las 3:00 de la tarde, se llevará a cabo la celebración de la pasión del señor, mientras que el Sábado Santo a las 4:00 de la tarde se desarrollará el traslado del santo sepulcro desde la iglesia “El Espejo” hasta la Catedral de Mérida. Posteriormente se hará la solemne vigilia pascual.

El Domingo de Resurrección a las 9:00 de la mañana se realizará la eucaristía y novena de la divina misericordia celebrando la resurrección del señor.

Monseñor Rojas Ruiz recalcó que desde la iglesia han decidido romper con la tradición de no comer carne y pollo durante la Semana Santa, dando de esta manera permiso a que la gente coma lo que tiene disponible en su mesa tras la crisis que vive el país.

Rossana Mosquera