Demandan al Estado ecuatoriano por violación de Derechos Humanos

Familiares y simpatizantes lloran la muerte del dirigente Inocencio Tucumbi, según ellos, a manos de la policía

La Asociación de Víctimas del Paro Nacional “Inocencio Tucumbi” interpuso una demanda contra el Estado ecuatoriano por violación de Derechos Humanos.

El abogado de la asociación, Carlos Poveda, explicó que durante las protestas de octubre de 2019 hubo uso desmedido de la fuerza por parte de las autoridades policiales contra los manifestantes, hecho que fue denunciado por la población y que no ha sido investigado.

“Demandamos a las principales autoridades por un delito de Lesa Humanidad que se encuentra contemplado en el Artículo 89 del Código Orgánico Integral Penal, porque hubo un ataque a la población civil […] precisamente del Estado, de una cadena de mando, de un Consejo de Seguridad Nacional y con participación de organismos de inteligencia y contrainteligencia”, dijo el abogado.

La demanda va dirigida contra el presidente del país, Lenin Moreno, la ministra de Gobierno, María Paula Romo, el contralor Pablo Celi y el general Patricio Carrillo, quien en octubre de 2019 estaba al mando de la Policía Nacional.

Indígenas respaldan la demanda

Dirigentes de la Confederación de Nacionales Indígenas del Ecuador, Conaie, se concentraron en el parque El Arbolito este lunes 12 de octubre para respaldar la demanda interpuesta por la asociación civil.

De acuerdo con Jaime Vargas, presidente de Conaie, existen argumentos necesarios para que el gobierno de Lenin Moreno responda e inicie las investigaciones. Aseguró que saldrán a la calle a respaldar la acción.

“¿Cómo vamos a parar esto? Luchando en las calles. Si tenemos que derramar nuestra sangre por defender los derechos del pueblo ecuatoriano, estamos dispuestos”, dijo el dirigente.

Lo mismo opinó el presidente del Movimiento Indígena y Campesino de Cotopaxi, Leonidas Isa, quien aseguró que no habrá perdón ni olvido.

Piden justicia

Mientras tanto, víctimas y familiares respaldaron la acción y pidieron justicia. Tal es el caso de Laura Carrión, quien fue herida por una bomba molotov durante las protestas de 2019.

“Queremos que se haga justicia, que haya reparación. Hay personas que han perdido a sus familiares”, dijo.

En esas protestas precisamente perdió la vida el dirigente indígena Inocencio Tucumbi, a causa de una fractura de cráneo con hemorragia provocada por un ataque con arma de fuego, presuntamente disparada por un funcionario policial.

“Fue un bombardeo total, alrededor del parque. No teníamos cómo reaccionar rápidamente y lamentablemente él se perdió”, dijo Gustavo Tucumbi, hijo del manifestante, quien relató que las autoridades atribuyen la muerte de su padre a una caída.

Los movimientos indígenas que respaldan la acción judicial informaron que en los próximos días anunciarán nuevas movilizaciones nacionales en contra de las políticas de gobierno del gabinete de Lenín Moreno.