El bullying es un patrón de violencia que aumentó durante el confinamiento

1

Según el psicólogo Gilberto Aldana, el bullying es un patrón de violencia que aumentó por el confinamiento por la COVID-19.

“Esto se viene instaurando y cada día se está haciendo más fuerte y sobre todo se disparó con la situación del COVID-19, pues los comportamientos de violencia comenzaron a ser más altos”, dijo en una entrevista concedida a Radio Fe y Alegría Noticias.

El especialista indicó que los estudios indican que la mayor parte de los problemas psicológicos que está teniendo actualmente la población, es en situaciones de conflicto en la familia.

Indicó que si bien es cierto que a los hijos no se les pueden dar todas las libertades, también es necesario no hacerlo con violencia.

“No podemos llegar al otro extremo donde la violencia sea la única herramienta para disciplinar a nuestros hijos, es decir, ‘cualquier cosa que haga yo le voy a pegar’, eso no está bien. Hay que aprender a generar el equilibrio y generar la disciplina”, expresó.

También destacó que es necesario aumentar la comunicación y el afecto en la familia, pues, a su juicio, el bullying es un síntoma de los conflictos que están existiendo dentro del hogar.

El psicólogo Aldana recomendó que en los colegios deba estar presente un psicólogo para fortalecer los correctivos del personal educativo.

“No se debería sobrecargar al docente con el abordaje de este tipo de situaciones”, manifestó.

Reporte por José Blanco | Radio Fe y Alegría Noticias.