En El Tigre también manifestaron para exigir salarios justos

82
Foto: Oscar Acuña

Más de 500 personas marcharon en la ciudad de El Tigre este domingo 1 de mayo para exigir salarios justos; así como también calidad de vida, seguridad, salud y educación, pero sobre todo, una reestructuración del sistema político actual.

Desde las 7 de la mañana se concentró un grupo de manifestantes en la esquina de la avenida Libertador con avenida Francisco de Miranda. Algunos estaban con pancartas, pitos y otros objetos que permitían llamar la atención de los ciudadanos.

Foto: Oscar Acuña

Pasadas las 10 de la mañana iniciaron el recorrido por la avenida Francisco de Miranda hasta llegar a la plaza Bolívar de la ciudad en dónde líderes políticos y sociales en la zona ofrecieron un discurso a los asistentes.

Exigen nueva contratación para el sector salud

El equipo de Radio Fe y Alegría Noticias conversó con los asistentes y conoció en detalles cada una de las necesidades de los distintos sectores.

Belkys Sifontes, miembro del comité ejecutivo de Fetranzoátegui, expresó que marchó por un sueldo digno. Aunque también por la lucha y las reivindicaciones sociales que se merecen todos los trabajadores; pero sobre todo por la firma de una nueva contratación colectiva para el sector salud.

Por su parte, Armando Carpio, miembro de la plataforma policía Encuentro Ciudadano, aprovechó el momento para pedir al Gobierno y al pueblo a buscar ese punto de equilibrio a través del reencuentro y dejar de verse como enemigos.

Adicionalmente, José Antonio Suárez, trabajador jubilado del Consejo Nacional Electoral, dijo que su caminata la dedicó para la liberación de los presos políticos, al tiempo que pidió a la Organización Internacional del Trabajo (OIT) que exija al Gobierno del presidente Nicolás Maduro cumpla con lo establecido en las leyes en materia laboral.

Finalmente, el abogado Alberto Díaz, militante del partido Primero Justicia (PJ), considera que los venezolanos “medio comen” con el salario que devengan, por lo que es necesario un aumento justo, que no solo sirva para comprar alimentos, sino que permita cubrir necesidades básicas como vivienda, servicios, educación, salud entre otras.