Estas son las claves para un regreso a clases saludable

293
Foto: Referencial/Unicef Venezuela.

Luego de que los profesores elaboraron un sistema para que sus alumnos fortalecieran sus procesos de aprendizaje en las clases virtuales durante la pandemia por la COVID-19, este nuevo año escolar 2022-2023 presenta un nuevo reto: el primer año en el que se implemente la modalidad 100% presencial.

Por esta razón el martes 20 de septiembre Dilcia Esquivel, psicopedagoga y licenciada en Educación Especial y Mariana Mariño, médico cirujano con especialización en puericultura y pediatría, recomendaron algunas claves con el fin de propiciar un regreso a clases saludable.

Dinámica familiar

La primera de estas claves es la dinámica familiar, la cual incluye el manejo de interacciones y relaciones de los miembros de la familia que comparten una serie de normas, tareas, funciones y roles, que permiten a cada uno de ellos desarrollarse como individuo y de poder contar con el apoyo de los demás.

Pero, ¿Cómo lograr una dinámica familiar sana? la experta dijo que en primer lugar se deben respetar las normas de convivencia; compartir tiempo de calidad “controlando las horas de pantalla por parte de toda la familia”; contar con un estructura y organización dentro de la familia, así como también en la escuela (la importancia de tener horarios de clases y respetarlos).

Agregó que la dinámica familiar sana también se genera cuando se fomentan valores y una comunicación asertiva; se favorece el vínculo afectivo y de respeto entre alumnos y docentes; cuentan con mecanismos adecuados para enfrentar conflictos; se fomenta la responsabilidad y autonomía distribuyendo equitativamente las tareas del hogar y conocer los recursos comunitarios y los programas de desarrollo disponibles en la red local.

Conductas y hábitos de alimentación

Esquivel explicó que los hábitos de alimentación son patrones de conductas alimentarias aprendidas, repetitivas, compartidas que se pueden cambiar y mejorar.

Afirmó que estas conductas y hábitos refieren a establecer: rutinas, horarios, tiempo de duración de las comidas (que deben ser entre 20 y 30 minutos), lugar para comer y eliminar la presencia de distractores como televisores o celular.

Atención preventiva y salud

Por su parte, Mariana Mariño, médico cirujano, especialización en puericultura y pediatría, destacó como tercera clave la atención preventiva de la salud, ya que evita la aparición de problemas de salud, mediante el control de los agentes causales o los factores de riesgo.

Dijo que la atención preventiva que recomiendan son las asistencias a consultas cuando la persona está sana. “No espero a sentirme enfermo para ir a consulta”.

“La atención preventiva empieza antes del nacimiento y no se termina nunca. Durante todo el ciclo de la vida debemos hacer atención preventiva en salud”, enfatizó Mariño.

Alimentación saludable

Sobre la alimentación saludable indicó que está compuesta por cinco comidas (desayuno, merienda, almuerzo, merienda y cena).

Puede ver la conferencia entera a continuación: