Uruguay: familiares de víctimas de la dictadura declaran ante la CIDH

Vista de afiches con fotografías de los desaparecidos durante la dictadura uruguaya entre 1973 y 1985, en Montevideo. Foto: EFE

El pasado 16 de junio comenzó una audiencia de dos días ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos por el asesinato de las “Muchachas de abril” y las desapariciones forzadas de Luis Eduardo González y Óscar Tassino, en el marco de la dictadura cívico militar en Uruguay. 

Por el derecho «a la verdad y la Justicia». Este fue el pedido de la representante de las víctimas civiles de la dictadura cívico militar de Uruguay en el segundo día de audiencia frente a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Ayer miércoles comenzó la audiencia de manera virtual y concluirá este jueves 17 de junio tras escuchar los alegatos finales de ambas partes y exponer una serie de observaciones orales.

La Corte Interamericana de DD.HH. acoge la demanda, que alude a la violación de los derechos a la personalidad jurídica, a la vida, a la integridad personal y a la libertad personal; y que la falta de esclarecimiento implicó una violación al derecho a la integridad personal de los familiares.

Unos hechos ocurridos hace casi 50 años durante la dictadura, periodo en el que, según la CIDH, se cometieron graves violaciones a los derechos humanos por parte de agentes estatales.

En concreto, la Corte investiga la responsabilidad del Estado uruguayo y las dificultades en el acceso a la justicia por las presuntas ejecuciones extrajudiciales de tres jóvenes: Diana Maidanik, Laura Raggio Odizzio y Silvia Reyes, conocidas las «Muchachas de abril».

Así como las desapariciones forzadas de Luis Eduardo González y Osear Tassino Asteazu, ocurridos el 13 de diciembre de 1974.

Las familias de las víctimas piden «justicia y derecho a la verdad»

El miércoles, durante la primera jornada de audiencia, Zaffaroni pudo exponer su caso, junto al fiscal especializado en Crímenes de Lesa Humanidad, Ricardo Perciballe, y el abogado especializado en DD.HH. Pablo Chargoñia.

La esposa del militante explicó cómo durante su detención y encarcelamiento fueron sometidos a «torturas, interrogatorios, plantones», especialmente su marido sufrió graves violencias tanto físicas como psicológicas.

«Pido que la Corte no vea el pedido de Justicia solamente en destrabar la imposibilidad de presentar los juicios, aún queda mucho por hacer en eso, pero no alcanza con eso. La Justicia principal está en la exigencia al Estado de que entregue la información de qué hicieron con los desaparecidos y en dónde están», señaló Zaffaroti.

Durante este jueves se culminará la sesión de dos días frente a la Corte Interamericana, con la esperanza de las víctimas de buscar justicia y verdad para unos hechos silenciados durante años por el Estado de Uruguay.

Fuente: AFP