Fedecámaras Lara plantea sus necesidades para sobrellevar el momento

Foto cortesía: Fedecámaras

El presidente de Fedecámaras Lara, Giorgio Reni, apuntó que este lunes “después de varios intentos”, se reunieron con la gobernadora Carmen Meléndez.

Reni aseguró que la experiencia fue “muy satisfactoria” al ser la primera vez que sostienen un encuentro con las autoridades regionales, lo que, a su juicio, demuestra “que tenemos que unirnos para salir de este problema”.

En la reunión también estuvieron presentes el general Moreno, director de la ZODI Lara, así como representantes de la Cámara de Comercio, de Industriales y de Pequeños, Medianos Industriales y Artesanos.

Además, también asistieron expertos en la distribución de alimentos y medicamentos para “oír planteamientos que tiene el gobierno regional”.

En dicho encuentro pudieron establecer puntos donde ambas partes coinciden pero también en los que “tenemos que mejorar con la gobernadora en función al suministro de combustible porque para nadie es un secreto la escasez que hay”.

Desde el decreto de cuarentena social, el suministro de combustible hacia el estado Lara ha estado considerablemente limitado aún para los sectores exentos de la restricción.

Para Reni, es importante que se garantice el acceso a la gasolina pues “no podemos dejar de producir porque sino la escasez más adelante va a ser muchísimo más grande y más complicada”.

Aseguró que las empresas en la entidad están con “el mínimo nivel laboral que podemos tener ahorita porque hay que hacerlo de manera muy organizada para evitar contagios”.

Giorgio Reni destacó que para Fedecámaras, lo más importante “es la gente, nuestros trabajadores, a esos nos debemos en estos momentos”.

Piden retrasar pago de tributos

Por esta razón, otro de los planteamientos expuestos ante la gobernadora Carmen Meléndez fue el de considerar la postergación de la fecha de pago de tributos e impuestos.

El próximo martes 31 de marzo vence el plazo para declarar y pagar el Impuesto Sobre la Renta (ISRL).

“En estos momentos nuestra es prioridad es tener en cada una de las empresas dinero para poder pagarle a nuestros trabajadores y por eso también le pedimos a la gobernadora que revisara, como han hecho en muchos otros países con este mismo problema, las obligaciones tributarias que hay hoy en día”, destacó.

Reni recordó además el pago del Impuesto al Valor Agregado (IVA) que deben cancelar las empresas cada semana “y una cantidad de compromisos tributarios que nos afectan el flujo de caja y que en otros países se ha suspendido por un rango de tres meses”.

Sin embargo, recalcó que “no es que no queremos pagar, no es que no lo vamos a pagar. Es que lo retrasen para tener dinero en caja para poder seguir manteniendo, dentro de lo mejor de nuestras posibilidades y por más tiempo, el salario de nuestros trabajadores”.

Ayuda del gobierno

Respecto a lo anunciado por el presidente Nicolás Maduro en cuanto a pagar, por medio del sistema Patria, las nóminas de peque;as y medianas empresas por un lapso de seis meses, Reni apuntó que esa “ayuda (…) es de salario mínimo y quién sobrevive hoy en Venezuela con salario mínimo”.

“Nuestros trabajadores en la empresa privada ganan muchísimo más que salario mínimo. Si nosotros no podemos cancelarles así no estemos laborando, en la medida de nuestras posibilidades, ese salario o un monto muy similar a su salario, van a pasar mucho trabajo”, advirtió.

Calma y estrategia

El presidente de Fedecámaras Lara alertó que aunque la epidemia del COVID-19 es “muy importante y muy grave”, hay que visualizar estrategias que permitan sostener la economía del estado y del país.

“Si esto se demora mucho tiempo y que todos tenemos que quedarnos en cuarentena sin laborar, sin movilizar la economía, lo que va a venir después va a ser la recesión económica por no producir y por muchos factores que nos están diciendo los expertos que pueden que ocurra”, dijo Giorgio Reni.

Sin embargo, apuntó a destacar que el venezolano “tiene una ventaja sobre el resto del mundo, tenemos muchos años con una resiliencia enorme”.

“Estamos acostumbrados a pasar vicisitudes, nos inventamos cómo solventar cuando no hay gas o cuando no tenemos electricidad o agua. Eso tenemos que potenciarlo. Se que vamos a salir de esta situación airosos, pero lo que es nuestra preocupación es que tenemos que tomar acciones hoy en día para evitar lo que es posible en un futuro si no laboramos. Si no tenemos un mínimo de estrategia en ese sentido, se nos puede presentar más grave”, reafirmó.