FVM de Anzoátegui rechaza llamado a reinicio de clases por repunte de la COVID

Foto: José Félix Millán

Ante el repunte de casos detectados de COVID-19 en el estado Anzoátegui con 142 en el mes de febrero, según cifras oficiales, la representación regional de la Federación Venezolana de Maestros reiteró su rechazo al llamado a clases presenciales hecho por el gobierno.

Alegan que no se cuenta con el equipamiento necesario para la prevención del virus sumado esto a la crisis de los servicios básicos, principalmente el agua, y el deterioro avanzado de las instituciones educativas.

La profesora Mayra Marín, presidenta de la seccional de la FVM en Anzoátegui, razonó que «si el gobierno nacional reconoce que el estado Anzoátegui es uno con mayor repunte de COVID-19 en estos momentos, nosotros hemos dicho que es inviable e imposible el retorno a las clases semi presenciales o presenciales como se había anunciado».

Marín confirmó que la emergencia sanitaria también la están viviendo los educadores. «No hay condiciones a nivel de infraestructuras, no hay medidas de bioseguridad, no se sabe cómo es ese protocolo de esas medidas y no contamos con el equipamiento básico como los gel, alcohol, desinfectantes, y muchas escuelas están sin mantenimiento desde hace mucho tiempo no solo por la ausencia del personal sino por la carencia del agua».

De acuerdo a la dirigente sindical el rechazo al regreso a clases fue acatado unánimemente porlos maestros en las 1357 escuelas públicas de la entidad pero la situación no se replicó en los planteles del sector privado «aunque aplican algunas medidas pero que no son suficientes».