Gricelda Sánchez: condiciones de los docentes y estudiantes continúan agravándose

487

Gricelda Sánchez, presidenta de la fundación Formación de Dirigentes Sindicales (Fordisi), consideró que las condiciones de los docentes y estudiantes del país continúan agravándose y no se genera una política pública que permita volver de una manera satisfactoria a las instituciones escolares.

Sánchez manifestó en Punto y Seguimos por Radio Fe y Alegría Noticias que los maestros están dispuestos a volver a los salones de clases, pero las condiciones socioeconómicas, laborales y de infraestructura siguen siendo altamente precarias.

“De cada 10 escuelas que nosotros tenemos en reporte, siete tienen problemas grandes de infraestructura, o no tiene agua, no tienen luz, o los techos están en mal estado”, resaltó.

Destacó que el problema de los techos es grave en los últimos meses debido a que las lluvias en el país han aumentado, ya que han generado filtraciones en las aulas.

Las mejores son de Fe y Alegría y AVEC

La dirigente sindical del sector educativo expresó que las escuelas que poseen mejor infraestructura son las de Fe y Alegría y aquellas pertenecientes a la Asociación Venezolana de Educación Católica, AVEC, mientras que las instituciones públicas cada vez están en peores condiciones.

“No se hicieron reparaciones ni se elaboró un plan de recuperación en este tiempo de vacaciones, como tampoco en tiempos de pandemia”, afirmó Sánchez.

Puso como ejemplo la escuela Enrique Delgado Palacios, ubicada en la parroquia El Valle, de Caracas, la cual consideró que está en un completo abandono.

“Hay paredes cayéndose, techos, salones totalmente clausurados porque están inhabitables, al igual que las sillas no sirven”, manifestó.

De igual forma, indicó que de la misma manera sucede en El Paraíso, también de la ciudad capital, en el Juan Rodríguez Suárez y otro plantel ubicado en Antímano.

Mencionó que lo único que el gobierno ha hecho es son las brigadas Bricomiles que “son una brigadas improvisadas que fueron generadas por el Ministerio de Educación, para recuperar la planta física”.

Frente a ello expresó que son más de 20 años de deterioro en las instituciones educativas del país y que remontar este daño en poco tiempo es casi imposible.

La dirigente sindical manifestó que esperan políticas públicas que permitan “que nuestros jóvenes puedan volver a las aulas de clases”, cuyo inicio está pautado para la primera semana de octubre, según lo anunciara el propio presidente de la república.