Huracán Ida golpea costas de Estados Unidos

Foto: EFE

El nuevo huracán Ida comenzó a golpear las costas de los Estados Unidos a su llegada este domingo 29 de agosto, sobre todo en locaciones como Luisiana y Nueva Orleans.

Lo que empezó siendo una poderosa tormenta se convirtió rápidamente en un peligroso huracán al pasar a la categoría 4 al registrar una velocidad de 240 km/h.

Por eso es considerado como uno de los más poderosos de la historia en llegar a EE.UU. Justo hace 16 años, por estas mismas fechas de agosto hacía sus estragos el huracán Katrina.

Según el Servicio Nacional de Meteorología (NWS), Ida puede provocar una marejada ciclónica «catastrófica», vientos «extremos», inundaciones y riadas en toda la región.

La mayor preocupación son los diques que protegen la ciudad del lago Pontchartrain, que en 2005 se rompieron, inundando la ciudad y provocando la muerte a más de 1.800 personas, y que para el propio gobernador, John Bel Edwards, deberán pasar una «prueba muy seria» con este huracán.

Orlando Bermúdez, meteorólogo del NWS, explicó este domingo a la prensa en una teleconferencia que si se cumplen las previsiones de que la marejada ciclónica supere los 16 pies de altura (4,8 metros) sobre el nivel del mar, con seguridad, el agua superará los diques.

A esta situación «bien crítica» habría que sumar las previsiones de fuertes lluvias que podrían dejar un total de hasta 24 pulgadas (60 centímetros) de agua de lluvia en el sureste de Luisiana y el extremo sur del estado de Misisipi hasta el lunes, en lo que calificó de «peligro inminente».

La alcaldesa de la ciudad, LaToya Cantrell, que el viernes había ordenado evacuación obligatoria de las personas que viven fuera del sistema de diques, dijo este domingo en la última conferencia de prensa antes de la llegada de lo peor de Ida. Manifestó que la única forma de superar el trance es estar unidos.

Con información de agencias internacionales.