Maduro cambia el «quédate en casa» por el de «en Venezuela decidimos cuidarnos»

Foto. VTV

El presidente de la república Nicolás Maduro anunció que este lunes comenzará una nueva fase de flexibilización en Venezuela denominada 7 más 7 plus, «la cual tiene como objetivo perfeccionar los tratamientos para llegar a cero fallecidos en el país».

Sin embargo, no precisó los detalles de cuál sería la novedad en estos próximos días.

En términos propagandísticos informó que se cambió el eslogan de «quédate en casa» al de «en Venezuela decidimos cuidarnos», con la esperanza de celebrar, como antes se hacía, las fechas del 24 y 31 de diciembre «con su pernil».

Como si viviera en otra realidad, aseguró que en el país si habrá «navidades felices y familiares» para todos.

También dio a conocer que su hijo Nicolás Maduro Guerra, y su hermana María Teresa Maduro serán los primeros voluntarios en participar en los ensayos de la vacuna rusa Sputnik V.

Luego de estos ensayos clínicos se proseguirá con la vacunación masiva al personal sanitario del país, luego los maestros, personas de la tercera edad y personas con alguna enfermedad o vulnerabilidad.

Su balance de la cuarentena lleno de flores

Al cumplirse 203 días de decretada la cuarentena a causa de la pandemia de la COVID-19 en el país presentó un balance de «lo que hemos hecho, qué hemos aprendido, qué pasos hemos dado, qué retos hemos tenido».

Maduro caracterizó cuatro etapas por las cuales los venezolanos han pasado estos 6 meses de confinamiento social.

La primera la denominó como previa a la llegada del Coronavirus a Venezuela. Fijó el 28 de febrero como la fecha para la conformación de la comisión presidencial para la COVID-19, a cargo de la vicepresidenta Delcy Rodríguez, a quien felicitó «por su tremendo trabajo», pese a las «burlas de los grupos de derecha».

Destacó la importancia que le puso su gobierno al uso del tapabocas para contrarrestar las cadenas de contagio y las cargas virales.

Aprovechó este momento para expresar su «solidaridad humana» hacia el presidente de Estados Unidos Donald Trump, contagiado de Coronavirus junto a su esposa.

La segunda etapa la circunscribe en el momento cuando decreta el estado de alarma nacional con cuarentena radical para todo el país el 16 de marzo.

En ese marco se prepararon 58 centros de salud centinelas y 400 Centros de Diagnóstico Integral para la atención de los pacientes por la COVID-19.

El mandatario aseguró que aunque se desplegó una campaña mediática en contra de este plan de salud «ahí están los CDI de pie atendiendo a la gente…la gente no se ha muerto».

Una fase que también incluyó cierres de aeropuertos, terminales terrestres, confinamiento de ciudades, medidas de protección a los puestos de trabajo, provisiones de alimentos Clap, suspensión de pago de alquileres, de intereses y de créditos bancarios y mercantiles.

Mantuvo su tesis que desde Colombia el presidente Iván Duque dio la orden de contagiar masivamente a Venezuela mediante los migrantes venezolanos que retornaban al país.

Fechó esta tercera etapa que bautizó como la del «trocherismo» a partir del mes de junio, manteniendo su discurso estigmatizante contra los retornados.

Según sus cálculos por los pasos ilegales desde Colombia y Brasil habrían entrado «no menos de 10 mil trocheros a quienes les pagaron para que se contagiaran y llegaran a varias ciudades».

El recordatorio

A propósito de recordar los 8 años del último cierre de campaña que hiciese Hugo Chávez para las elecciones presidenciales de 2012, el actual presidente de la república Nicolás Maduro expresó que ese había sido el acto más maravilloso y grandioso que en esa materia habían hecho.

Dijo que el recuerdo de Chávez era su real «arma secreta», su guía y su fuerza espiritual.