Panamá: desmintieron que hallan cadáveres en una fosa común en el Darién

363
Selva del Darién
Archivo

El Servicio Nacional de Fronteras de Panamá desmintió este lunes 12 de setiembre que no se encontró ninguna fosa común con 18 cadáveres de migrantes venezolanos en la Selva del Darién, tal cual como se publicó por varios medios de comunicación.

El organismo aclaró, a través de un corto comunicado, que “a lo largo del 2022 se han registrado un total de 18 fallecidos de diversas nacionalidades en su trayecto por la selva de Darién. De los cuales 5 han sido por inmersión, los 13 restantes por causas desconocidas”.

En ese sentido, Elías Cornejo, coordinador de proyectos del Servicio a Migrante de Fe y Alegría Panamá, aprovechó la ocasión para rectificar la información que él mismo aportó al informativo Contacto Sur, de la Asociación Latinoamericana de Educación y Comunicación Popular, ALER.

Cornejo emitió en primer lugar “una disculpa pública porque creo que hubo un mal entendido en cuanto a la nota que habíamos cubierto nosotros hace exactamente una semana con relación a las 18 personas desaparecidas de diversas nacionalidades”.

Sí confirmó que el dato de la desaparición reportada de estos migrantes y el número corresponde “a todo el año. La confusión se presentó cuando nos dan la información confundimos el dato sin intención de ningún interés y queremos aclarar esta situación”.

También aclaró que “los datos que tomamos nosotros son de las autoridades panameñas. Nunca damos información equivocada y mucho menos con la intención de desprestigiar a una institución como el Servicio Nacional de Fronteras”.

En sus declaraciones el activista informó que según los reportes de algunos migrantes “si hay la información (extraoficial) de un grupo de venezolanos que fallecieron en una loma, por una cuesta, se les reventó la soga y cayeron por un acantilado, pero es un dato que se debe corroborar aún”.

A través del Servicio Migrante Fe y Alegría Panamá cuenta con varios sitios de albergue y atención para migrantes que cruzan el país con destino a Estados Unidos u otros países.

Hasta la fecha han atendido a casi 700 personas y esperan rebasar al final de 2022 la cantidad que acogieron el año pasado de 790 migrantes. Cornejo afirma que muchas de las informaciones que recogen en los centros de atención se las aportan los migrantes cubanos, haitianos, africanos y venezolanos “a través de sus historias y relatos que nos cuentan”.