Para superar el rentismo es necesario crear y sostener el diálogo social

304
Foto: captura de pantalla.

Tamara Herrera, economista, expresó que los países que han salido del rentismo lo hicieron por la capacidad que tienen sus sociedades de crear y sostener el diálogo social.

Sobre el caso de Venezuela refirió que se está “menos que en pañales” en cuanto al diálogo social.

Durante el encuentro Venezuela Conversa, realizado este miércoles 31 de agosto por la organización Dale Letra, Herrera resaltó el papel de “propiciador” de los Estados porque tienen la noción de la sociedad toda, pero que en el país no hay capacidad para construir acuerdos.

Ante la pregunta de si la relación de Venezuela con el petróleo puede ser distinta, la especialista dijo que es “extremadamente difícil de contestar” porque hay países que han podido superar el rentismo.

“(En Venezuela) hubo un ingreso a la modernidad, el problema es lo que hicimos después. Hubo un descarrilamiento y una y otra vez estuvimos hablando tanto de los lugares comunes, de frases famosas como: Sembrar el Petróleo porque había una conciencia capaz de saber que era per se rentista y que se tenía que construir una sociedad fuerte, formar un capital humano y sociológicamente construir una sociedad que no fuera rentista. Y yo creo que allí el fracaso es monumental”, dijo.

Por su parte, Claudia Curiel, también economista, aseguró que al diluirse la capacidad redistributiva del Estado por la contracción económica “tan profunda” de los últimos años, probablemente el individuo cesó en su expectativa de “qué me va a dar el Estado, qué puedo esperar del Estado para ver qué hago”.

Explicó que es allí donde comienza el proceso de toma de decisiones, ya sean “muy en el límite o muy crudas”, como emigrar.

No obstante, enfatizó que también se está en una sociedad cuya economía se abrió.

“Es una sociedad, quiéralo, o no, que está en el mundo digital. Estamos hablando de una sociedad en la que la mayoría de las personas saben utilizar una plataforma digital para algo, o la han utilizado alguna vez, entonces tenemos que cambiar de paradigma porque aquí ya no hay solamente la relación entre el rentismo y la concepción de poder, sino que debemos redefinir a qué estamos llamando hoy ciudadano”, destacó.

“¿Ciudadano es una persona dueña de sus capacidades, que está aprendiendo a utilizarlas de otra forma?”, cuestionó Curiel.

Señaló que en ese cambio de paradigma también habría que preguntarse ¿Cuál es el papel del sector privado?

Curiel cree que se tiene que dar una gran discusión de cómo los venezolanos se van a insertar en la sociedad digital, porque al final ya no se dependerá ni de la agenda que paute el Estado con las políticas públicas y los esfuerzos redistributivos, sino de incorporarse a las cadenas de valor y matrices energéticas “reglas de juego que terminan siendo globales”.