Robaron equipos de Fe y Alegría Maturín

La noche de este jueves 7 de enero un grupo de personas irrumpió en la sede de Fe y Alegría Maturín, Monagas, llevándose equipos de computación y máquinas de los talleres de capacitación laboral.

Los asaltantes también golpearon y amarraron al vigilante del edificio, a quien lo encerraron en uno de los baños de las oficinas. Por fortuna se encuentra sano y salvo.

No solo cometieron el robo sino que además destrozaron parte de las instalaciones de la sede regional del Movimiento de Educación Popular, y rompieron todas las cerraduras de las puertas de los ambientes.

En el edificio funcionan los programas del Instituto Radiofónico Fe y Alegría, en sus componentes de educación de jóvenes y adultos y radio, y los talleres y el área administrativa del Centro de Capacitación Laboral, CECAL, y también el programa regional de Escuelas.

El robo también afectó la conectividad de internet ya que los delincuentes también se llevaron todo el cableado que proveía del servicio a todo el edificio además de los modem que distribuían la señal.

De hecho, Radio Fe y Alegría Maturín 105.9 FM por lo pronto solo puede emitir programación local ya que no puede conectarse a la programación de la señal nacional de la Red de Radios.

Dentro del primer inventario que se ha hecho del asalto, el profesor Romer Bastardo, director regional del IRFA, confirmó la sustracción de 8 equipos de computación, cuestión que afecta no solo la instrucción de los cursos de CECAL y de IRFA «sino también todo lo que tiene que ver con el teletrabajo que veníamos desempeñando producto de la pandemia».

Por otro lado, en la sede de Fe y Alegría Maturín también funciona la instancia regional de Oriente del programa Escuelas.

En ese sentido, Bastardo confirma que el robo de equipos y materiales también perjudica la atención de 19 planteles adscritos al Movimiento en los estados Monagas, Anzoátegui, Nueva Esparta y Sucre.

Dicho de otra manera, es un hecho que repercute negativamente en el derecho a la educación de cientos de niños y jóvenes de todas estas entidades.

Igualmente los individuos se robaron los cauchos de la camioneta que moviliza al personal de la institución.

Bastardo confirma que es la primera vez que ocurre un robo de esta magnitud en este edificio ubicado en la zona céntrica de Maturín.