Trump denuncia «corrupción electoral» y Biden pide paciencia a sus electores

Agencias

Todavía la incertidumbre y las mutuas acusaciones entre los dos candidatos a la primera magistratura de los Estados Unidos son las que siguen imperando en una de las elecciones más controversiales de los últimos tiempos en todo el mundo.

El aspirante a la reelección Donald Trump ha denunciado este jueves que existe «una maquinaria corrupta electoral» que pretende robarle las elecciones que, según asegura, ha ganado legalmente.

Basa sus acusaciones sobre las supuestas irregularidades que se habían presentado en estados como Pensylvania, Georgia y Michigan.

El mandatario alega que se han cometido «graves irregularidades» con el llamado voto anticipado por correo. Ha denunciado que funcionarios demócratas supuestamente siguen contando votos luego de haberse cerrado el acto de votaciones.

En su encendida alocución de este jueves que fue cortada por varios medios estadounidenses por considerar que estaba propiciando desinformación, Trump ha prometido que acudirá a las máximas instancias legales de la Corte Suprema para dirimir estas elecciones.

“Si cuentan los votos legales nosotros ganamos fácilmente, pero si cuentan los votos ilegales pueden intentar robarnos las elecciones”, ha dicho en medio de serias críticas que ha recibido ya que meses antes había adelantado que algo de esto podía suceder con el voto vía correo postal.

Una de las últimas denuncias que ha presentado, vía Twitter, es una imagen de un mapa electoral de Michigan que, supuestamente, mostraba cómo 138.000 votos habían ingresado, de la nada, a favor de Biden, pero ninguno a favor suyo.

Trump ha pedido que se «pare el recuento», en relación al escrutinio de los votos por correo, punto sobre el cua ha puesto el foco de su acusación de «fraude».

Su campaña, comando electoral, sigue moviendo las vías de demandas judiciales para intentar revertir los aparentes resultados que le darían la victoria a su contrincante.

Biden espera

Del otro lado de la acera, y mucho más sereno, Joe Biden ha pedido paciencia a los electores y mantiene sus esperanzas que una vez terminado el conteo final será proclamado como el nuevo presidente de los Estados Unidos.

El candidato demócrata y favorito en las encuestas previas ha hecho progresos tras anotarse Wisconsin y Míchigan, pero aún falta por conocerse el resultado definitivo en Nevada, Arizona, Georgia, Pensilvania y Carolina del Norte.

Sobre las denuncias de la supuesta corrupción electoral que ha hecho su contendor ha preferido no opinar y esperar los resultados finales.

Hasta la noche de este jueves 5 de noviembre Biden, que aunque ha visto cómo se recorta el número de colegios electorales a su favor, ha llegado a 253 colegios por los 214 de Donald Trump.

Aún se espera el conteo final del estado de Nevada, del cual se dice que pudiera culminar este sábado 7.

Pese a estas proyecciones, analistas electorales han pronosticado que no será hasta este fin de semana que pueda despejarse el panorama siempre y cuando la ventaja del triunfador sea totalmente clara y convincente.

Estas elecciones han registrado récord de votantes con más de 100 millones de personas y quien resulte electo habrá obtenido otra marca: más de 80 millones de papeletas a su favor.