Una Palabra Oportuna No. 2244

16

Oración de la noche. Domingo 01 de enero de 2023.

Por José Francisco Aranguren, SJ

Señor de la historia, han concluido los afanes de fin de año, arranca un nuevo año civil y con ello la renovación en la mente de todos de una serie de buenas intenciones. Ya ha bajado la espuma de estos días y tiende a volver la nueva normalidad que nos negamos a visualizar.

Señor de la historia, sigues siendo el que te muestras siempre como posibilidad para nosotros en la historia porque en ella, Señor, tu propones y el ser humano dispone. ¡Ojalá que dispongamos hacer muchas cosas buenas que sean en beneficio para todos, en especial para tus hijos más queridos: los pobres y los descartados de la tierra.

Nuevo año para intentar, para probar, para romper muros y tumbar paredes que nos encierran en el egoísmo. Año nuevo para servir y para buscar opciones nuevas de servir, para buscar el horizonte, para salir de nuestra zona de confort. ¡Señor de la vida, sigue alentándonos con la gracia de tu Espíritu que renueva todas las cosas sobre la faz de la tierra!

En este nuevo año, te pido la gracia de estar cercano a ti, de no andar por mi cuenta, de ser de los que siguen a tu hijo y hacen la voluntad tuya, quiero ser tu hijo querido y redimido y que en ello se me vaya este 2023. ¡No permitas que me quede a medio camino, a medio hacer!

Gracias, Señor por darnos un año nuevo preñado de oportunidades que pones en nuestras manos. Perdóname de antemano lo que haga que no vaya en la dirección marcada por tu hijo. Tú sabes que te quiero y que soy débil.

Quiero renovarte lo esencial y básico en mí: que soy tu hijo querido y quiero que sigas siendo mi Padre de la vida que llama a la vida y resucita a los muertos.

No me dejes solo que me perdería. Dame tu amor y tu gracia que eso me basta.

Amén.

Con tu presencia Señor, saldremos fortalecidos.