Academia Nacional de Medicina pide actuar para prevenir viruela del mono

136
OMS pide control
Foto: referencial

La Academia Nacional de Medicina (ANM) pidió este domingo 24 de julio al Gobierno venezolano que actúe con “energía” para una prevenir la propagación de la viruela del mono en todo el país.

Esto, en referencia a la declaración de emergencia internacional anunciada por la Organización Mundial de la Salud ayer 23 de julio.

A través de un comunicado difundido en las redes sociales, la ANM considera “urgente que Venezuela implante medidas” con el fin de poner control de esta enfermedad. Además, recomendó que se declare una alarma sanitaria para que se puedan movilizar recursos y ejecutar las acciones necesarias.

Academia Nacional de Medicina
Imagen: @acamedve1

En ese sentido, el organismo sanitario instó a las autoridades venezolanas que aseguren tanto la transparencia como el respeto a la privacidad en el manejo de la información acerca de la enfermedad. Además, considera que se debe reforzar la capacidad de diagnóstico y monitoreo genético; así como también que se desarrollen programas de vigilancia epidemiológica que garanticen el control de este virus.

Aunque en el país solo está confirmado un caso, anunciado por el Ministerio de Salud el 12 de junio,  la ANM insistió en que se debe trabajar para garantizarle la salud a la ciudadanía y “prevenir que las epidemias se salgan de control”.

Según la OMS, la viruela del mono suma más de 16.000 casos confirmados (cinco de ellos mortales) en 75 países de todo el mundo. Varios de estos en Europa, donde no era endémica.

Prevención, recursos y educación sobre la viruela del mono

Entretanto, el vicepresidente de la Sociedad Venezolana de Infectología, Manuel Figuera, explicó que esta reciente declaratoria de emergencia internacional por parte de la OMS sobre la viruela del mono, no significa que “tengamos un problema bien grave”.

No obstante, sus declaraciones coinciden con el comunicado de la ANM acerca de que es necesaria la disposición de recursos económicos de la manera “más expedita”  con el propósito de aplicar las medidas de prevención respectivas; así como también educar a los grupos de mayores riesgos de contraer la enfermedad.