Adelaida Da Silva: el gobierno no puede seguir exprimiendo al sector privado

111
Foto: Radio Fe y Alegría Noticias.

La presidenta de la Cámara de Comercio e Industria del municipio Tucupita, María Adelaida Da Silva, cerró el año alegre por un lado y preocupada por el otro.

Si bien es cierto que la entidad gremial adquirió un impulso de triple salto o pértiga olímpica, no deja de preocuparle lo que pueda ocurrir en el entrante 2023.

Los reconocimientos nacionales e internacionales a la labor de la Cámara no son suficientes, mientras aspira y espera un mejor desempeño del Estado, el gobierno e inclusive el sector privado. En ese sentido, considera que el gobierno no puede seguir “exprimiendo” al sector privado.

“Nuestro objetivo no es pelear con nadie”, indicó en entrevista para Radio Fe y Alegría Noticias. “Lo único que hacemos es advertir sobre aquello que es inviable para dar un paso al lado y elegir otro camino”.

“El Estado genera pocos ingresos, depende del situado constitucional para el pago de los trabajadores y es cuando se mueve un poco la economía. Por otro lado, los servicios están dolarizados y varios de ellos no funcionan adecuadamente. En el medio de ese difícil panorama se encuentra el comercio con unas ventas menguadas y la incapacidad de responder a tantos compromisos, llegando a la insolvencia. Es un cuadro complejo que requiere de soluciones rápidas y efectivas”, señaló.

Según ella, muchos comerciantes se han acercado a plantearle que no tuvieron cómo pagar las prestaciones, otros solicitan mercancía a crédito y no habiéndola pagado buscan que se les fie de nuevo, mientras que una buena cantidad se quedó con los productos fríos “debido al bajón en las ventas”.

“Las facturas de los proveedores vienen dolarizadas y el gobierno lo permite. Estamos experimentando un ahogo que en ocasiones nos lleva a pensar en cerrar”, expresó.

“Hubo un retroceso grande. Estamos presenciando situaciones que creíamos superadas. Volvieron las colas de la gasolina: la venden en cantidades limitadas y hay que tomar en cuenta que es el motor de la economía: si no lo hay, si no la conseguimos, no vale la pena el esfuerzo que podamos realizar. Lo mismo ocurre con los servicios públicos: si no funcionan no podemos salir adelante”, dijo.

“Queremos trabajar de la mano con el gobierno, es necesario que nos escuchen, somos los mayores empleadores después del sector público y ofrecemos bienes y servicios esenciales para el buen funcionamiento de la sociedad. Todos, sin excepción, debemos apostar al desarrollo del Delta. Es la única forma de que nuestras inversiones adquieran mayor valor y mejore la calidad de vida en términos generales, beneficiando a cada ciudadano. Son las premisas que nos guían y por ellas seguiremos luchando” finalizó.

Sigue todas nuestras entrevistas y la información que nace en las regiones uniéndote a nuestro canal de Telegram.