En Guajira se mantienen en alerta por si vuelve a llover

La Guajira venezolana sufre por efectos de las inundaciones desde el 17 de noviembre. Foto: Twitter.

Los pobladores de los municipios Mara y Guajira, al norte del estado Zulia, se mantienen en estado de alerta por si vuelven a presentarse fuertes lluvias que luego conllevarían a desbordamientos de ríos.

El mayor temor lo generó hasta mediados de la semana pasada el desbordamiento del río Paraguachón, cuyas aguas amenazaban con sobrepasar el puente que permite el paso de personas y vehículos.

Los altos niveles de agua en las cercanías de este puente, obligaron a restringir el paso de vehículos por temor a un nuevo desbordamiento.

Mientras tanto, el río Magdalena sigue aumentando sus niveles de agua y presión en las orillas. Esta es la mayor amenaza en curso en La Guajira venezolana, pues podrían aumentar drásticamente el número de damnificados.

La amenaza del río Limón

Río Limón, ya tiene un antecedente de desbordamiento
registrado en el 2010

Los municipios Mara y Guajira son separados por el río Limón. Este mismo río mostró un aumento de nivel constante de agua y amenaza con arrasar todo a su paso, si llega a desbordarse.

La última crecida que tuvo este río fue en el 2010, cuando dejó innumerables pérdidas materiales y cosechas arrasadas.

En emergencia desde el 17 de noviembre

Las primeras víctimas de las lluvias y las crecidas de los afluentes en La Guajira venezolana se reportaron el 17 de noviembre.

Un día después, un grupo de familias damnificadas protestó en la sede la alcaldía en Sinamaica. “Esperan la misma atención que les dan cuando salen a un proceso electoral; esperan respuesta ante el caos que vive por las inundaciones”, informó Algimiro Montiel.

El 19 de noviembre, la alcaldía de Guajira inició un plan de contingencia en las zonas afectadas por las inundaciones, que implicaba la reubicación en planteles educativos y otras edificaciones a cientos de familia.