Falta de insecticidas frena fumigaciones contra mosquito de la fiebre amarilla

Abordaje fiebre amarilla
Foto: Radio Fe y Alegría Noticias

Unos 32 mil litros de insecticida se necesitan para abordar comunidades de Monagas contra criaderos de zancudos transmisores de la fiebre amarilla, dengue y chikunguya.

Enrique Páez, inspector en salud pública de la Dirección de Salud Ambiental precisó que están trabajando con equipos de expertos de la OPS para garantizar el material requerido para las fumigaciones en zonas de riesgo ya que este no se produce en el país.

“Estamos montando un plan de trabajo conjunto. Actualmente solo contamos con 80 litros de insecticida en el estado y la materia prima no la tenemos en el país y se requiere un aproximado de 32 mil litros del insecticida para hacer 3 abordajes en cada comunidad en mes y medio”, detalló Páez.

La dirección de Salud Nacional se encuentra desplegada en el estado Monagas para hacer frente al brote de fiebre amarilla registrado en esta entidad con 7 casos confirmados.

El funcionario aclaró que “el abordaje que se hace no es solo para combatir la fiebre amarilla, también va dirigido a la eliminación de criaderos de zancudos transmisores de dengue, zika y chikunguya”.

Páez detalló que el trabajo ha sido exitoso en cuando a la fase de atención a comunidades para orientar sobre el almacenamiento de agua en sus hogares.

“Ya iniciamos abordaje con las comunidades de 23 de Enero, Los Godos y La Pica Estamos abordando las comunidades para llevar el mensaje de cómo eliminar los criaderos y como almacenar correctamente el agua”

“Llamamos a la comunidad todo recipiente que tengamos en casa debemos tenerlos tapado. Recipientes que estemos utilizando hay que ponerlos boca abajo para que no se conviertan en un criadero de zancudos, igual los cauchos, hay que rellenarlos de arena”, recomendó.

Recomendación de la OMS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó que se aumente la vacunación contra la fiebre amarilla en Venezuela, sobre todo en pueblos más vulnerables como los indígenes, inmigrantes y demás personas en riesgo.

Tras la Organización Panamericana de la Salud (OPS) haber confirmado siete casos de fiebre amarilla en humanos en el estado Monagas, la OMS dijo que lo más urgente es dar cobertura de vacunación en zonas amazónicas y que están expuesta a dos mosquitos que trasmiten la enfermedad en áreas forestales (Haemagogus y Sabethes).

Esta semana también informó de la aparición de otros focos en los estados Zulia, Nueva Esparta, Falcón y Apure por lo que urge al gobierno de Venezuela acelerar esta inmunización.