“Hay una deuda enorme de políticas para familias víctimas de migración forzada”

46
Foto: referencial.

Carla Serrano, secretaria general de la Red por los Derechos Humanos de los niños, niñas y adolescentes (Redhnna), denunció que haya una “deuda enorme” en cuanto a políticas internacionales para la atención de familias en situación de migración forzada.

Serrano se refiere a la situación que ocurrió el sábado 5 de febrero cuando funcionarios de seguridad de Trinidad y Tobago dispararon a una embarcación donde viajaban 20 venezolanos. Por este hecho murió un niño y su mamá quedó herida.

La tía del niño venezolano asesinado por la Guardia Costera de Trinidad y Tobago, Dayselis Salgado, informó que desde hace cuatro años ella vive en ese país, mientras que el padre del pequeño tiene ocho meses allí y decidieron que el resto de la familia ingresara a la isla para reunirse de nuevo.

En una entrevista concedida a Radio Fe y Alegría Noticias la representante de la Redhnna indicó que la reunificación familiar es un derecho humano.

“Obviamente las familias que se han visto forzadas a la ruptura, a la separación, en estos años van a intentar por distintos mecanismos reencontrarse y los Estados tendrían que cooperar con esto”, enfatizó.

Agregó que los venezolanos que migran del país califican como refugiados por las agencias internacionales “porque huyen del hambre, de la miseria, precariedad de la ausencia de servicios públicos básicos, de no tener un trabajo cuyo sueldo te permita sustentar a sus familias”.

Aseguró que en ese sentido tienen mucho trabajo porque desde hace años deberían de establecerse políticas para ayudar a la reunificación familiar, facilitar estos procesos, además de atender a las causas que originan la crisis “porque mientras se mantenga en los niveles en los que se encuentra la migración forzosa no va a parar”.

A través de varios testimonios Radio Fe y Alegría Noticias pudo conocer que el caso del niño asesinado en Trinidad y Tobago por funcionarios de seguridad de ese país no es el primero, y que hay evidencia de haber un patrón contra los derechos que tienen los migrantes venezolanos en esa isla.

Por otro lado, Serrano criticó que en Venezuela no se haya atendido con “seriedad” el tema de la migración forzada y su impacto en los niños, niñas y adolescentes.

“Aquí hay millones de niños, niñas y adolescentes que han quedado separados de sus familias, de sus mamás, de sus papás. Hay millones de niños que han cruzado pasos ilegales y han estado expuestos a cualquier cantidad de peligros. Hay cualquier cantidad de niños, niñas y adolescentes venezolanos afectados por delitos de trata de personas, tráfico de personas; es decir, un montón de situaciones que están ocurriendo y frente a eso no podemos quedarnos de brazos cruzados. La postura de la Redhna es documentar estas situaciones, registrarlas y denunciarlas ante todas las instancias que corresponda”, sentenció.