No es la primera vez que muere alguien en la cola por gasolina

Foto: Jorge Labrador

Jimmy Colmenares, presidente de la línea de taxis La Redoma en San Cristóbal, señaló que Carlos Urbina, el hombre que este lunes murió en la cola de la gasolina, llevaba más de 20 años trabajando como taxista.

El conductor refirió que Urbina tenía acumulado mucho estrés por las largas esperas para abastecer su vehículo de combustible amén de que las preocupaciones por las deudas que poseía lo angustiaban mucho.

Estas dos causas le habrían producido el infarto que lo dejó sin vida. Sin embargo, Colmenares lo describe como un hombre «muy saludable, no tenía una enfermedad persistente que lo estuviera afectando».

Por otro lado, Cristóbal Carvajal, otro taxista, aseveró a Radio Fe y Alegría Noticias que no es la primera vez que un profesional del volante fallece en medio de una cola para abastecerse del servicio.

Relató que probablemente a su colega Urbina lo atormentaban los problemas económicos y las dificultades para trabajar en su carro prestando servicios de transporte privado. Igualmente le suma los inconvenientes actuales con el combustible «porque el Táchira es el único estado al que no llega la gasolina subsidiada».

La primera muerte de un conductor en San Cristóbal en este mismo contexto de colas para combustible ocurrió meses atrás. Fue en la avenida Antonio José de Sucre producto de un arrollamiento mientras estaba parado al lado de su vehículo.

Desde este lunes en el estado Táchira se aplica una nueva modalidad de surtido de gasolina que ha sido muy cuestionada. Todas las estaciones de servicio surten a precio internacional y por terminal de placa, a través de un sorteo que es anunciado el mismo día.

La información fue difundida por la legisladora regional del estado Táchira Nellyver Lugo, quien también es coordinadora de la mesa de combustible en la entidad.

Por Jorge Labrador / Radio Fe y Alegría Noticias