ONG rechazan patrón de agresión contra el espacio humanitario venezolano

Cortesía Codhez

A través de un comunicado Codhez y las organizaciones del movimiento de derechos humanos en Venezuela rechazan categóricamente la detención injustificada de 6 miembros de Azul Positivo, hecho acaecido este lunes 12 de enero y que aún siguen detenidos.

Azul Positivo es una organización que desde 2004 trabaja para fortalecer la respuesta ciudadana ante el VIH, y que en medio de la emergencia humanitaria compleja ha brindado asistencia humanitaria a las comunidades más vulnerables en el estado Zulia.

Describe el comunicado que el martes 12 de enero de 2021, una comisión de la DGCIM se presentó a la sede de la organización Azul Positivo para realizar un supuesto procedimiento administrativo relacionado con las actividades de asistencia humanitaria.

Luego, transcurridas 6 horas en la sede, el director de Azul Positivo, Johán León Reyes, junto a 4 integrantes de la organización: Yordy Bermúdez, Layners Gutiérrez Díaz, Alejandro Gómez Di Maggio y Miguel Guerra Raydan, fueron llevados a la sede de la DGCIM, y desde entonces no han tenido contacto con sus abogados.

Además de la detención de los 5 integrantes de Azul Positivo, los funcionarios procedieron a decomisar tres (3) equipos de computación, 12 tarjetas de beneficios del programa humanitario, el banco de datos de los beneficiarios y cinco (5) equipos telefónicos.

Advierte la Comisión de Derechos Humanos del estado Zulia y las agrupaciones del movimiento humanitario que estas detenciones injustificadas constituyen un patrón sistemático de criminalización de la labor humanitaria en Venezuela, y generan un precedente peligroso para los actores humanitarios y defensores de derechos humanos en terreno.

Finalmente, el movimiento de derechos humanos en Venezuela exhorta a las agencias de las Naciones Unidas a emitir un pronunciamiento urgente ante las agresiones al espacio humanitario en la región zuliana.

Anuncian que este jueves 14 está prevista una rueda de prensa para elevar las voces de las organizaciones Codhez, Acción Solidaria y Acción Ciudadana contra el Sida ante estos atropellos.