Presidente de Perú ordena disolver el Congreso

61
Pedro Castillo
Foto: Archivo.

El presidente de Perú, Pedro Castillo, disolvió de manera temporal el Congreso de la República este miércoles 7 de diciembre.

Castillo, en su intervención, decidió instaurar un Gobierno de emergencia y también ordenó un toque de queda a escala nacional a partir de este miércoles desde las 10:00 de la noche, hora local.

Este miércoles el Parlamento nacional discutiría una moción de vacancia en su contra, que podría haberlo apartado de la presidencia del país suramericano.

Medios locales en Perú, recogen que el mandatario nacional anunció que también dicta “convocar en el más breve plazo a elecciones para un nuevo Congreso con facultades constituyentes para elaborar una nueva Constitución en un plazo no mayor de 9 meses”.

Asimismo, ordenó una reorganización del Poder Judicial, el Ministerio Público, la Junta Nacional de Justicia (JNJ) y el Tribunal Constitucional (TC).

Desarme ilegal

Castillo instó a las personas que poseen armamento ilegal a que lo entreguen a la Policía Nacional en el plazo de 72 horas.

“Quien no lo haga comete delito y será sancionado con pena privativa de la libertad que se establecerá en el respectivo decreto ley”, apuntó.

También dictó que la Policía Nacional, “con auxilio de las Fuerzas Armadas, dedicarán los esfuerzos al combate de delincuencia, corrupción y narcotráfico, a cuyo efecto se les dotará de los recursos necesarios”.

Renuncia de Ministros por “autogolpe”

Tras la medida adoptada por Castillo, varios de sus ministros se pronunciaron y otros renunciaron a sus cargos, por considerar la situación como un “autogolpe”.

El primero fue el canciller de Perú, César Landa, quien renunció a su cargo en protesta por la decisión del Presidente de disolver el Congreso e instaurar un Gobierno de emergencia nacional.

Landa calificó como un “autogolpe de Estado” y llamó a la comunidad internacional “a ayudar al re-encausamiento democrático en Perú.

Los ministros de Justicia, Comercio Exterior y Turismo, Transportes y Comunicaciones, Ambiente, Cultura, Trabajo, Mujer y Poblaciones Vulnerables, y de Economía también anunciaron su renuncia, acusando al mandatario Castillo de socavar el Estado de Derecho.

Por su parte, la vicepresidenta de Perú, Dina Boluarte, también se pronunció en contra de la decisión de Castillo.

Perú fuera de la OEA

Asimismo, el representante de Perú ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Harold Forsyth, anunció su renuncia de cargo ante el organismo internacional ante la decisión de Castillo de disolver el Congreso.