Príncipe Belga se disculpa por ir a una fiesta durante la cuarentena

El príncipe Joaquín de Bélgica se disculpó por participar en una fiesta durante la cuarentena, asegurando que está listo para aceptar las consecuencias.

Joaquín, de 28 años, viajó de Bélgica a España el 26 de mayo para acudir a un internado, pero estando en el país asistió a una fiesta en la ciudad española de Córdoba, a pesar de que ese tipo de eventos está prohibido durante la pandemia de la COVID-19.

El sobrino del Rey Felipe estuvo en la fiesta junto a otras 27 personas y dio positivo en la prueba de Coronavirus.

“Me disculpo por no respetar las medidas de cuarentena durante mi viaje, no quería ofender a nadie en estos tiempos difíciles”, dijo el príncipe por medio de un comunicado.

Autoridades investigan la fiesta

Por su parte, la policía de España informó que inició una investigación en torno a la fiesta y agregó que los culpables de violar las leyes de cuarentena enfrentan multas de hasta 10 mil euros.

De acuerdo con las autoridades, los 28 asistentes permanecen en cuarentena.

España está en medio de un plan para aliviar las medidas de distanciamiento social. Para este 1ro de junio, 70% de la población pasarían a la segunda etapa de dicho plan.