Ministerio Público y Cicpc investigan la intoxicación de 22 estudiantes de la Unerg

179
Rector de la universidad Rómulo Gallegos/ Foto: Xiomara López

El rector de la Universidad Rómulo Gallegos (Unerg), César Gómez, se pronunció sobre la intoxicación de más de 20 estudiantes de medicina, afirmando que el caso está en proceso de investigación por parte del Ministerio Público y Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) en San Juan de los Morros, quienes determinarán la causas.   

Gómez declaró que el total de jóvenes que presentaron síntomas fueron 22 de los 65 estudiantes que trasladaron el pasado 5 de abril al hospital Israel Ranuarez Balza, donde fueron atendidos y dados de alta horas más tarde.

“Tuvimos una situación el día viernes a las 3:00 de la tarde con los estudiantes de la sección 10 del segundo año de medicina. En ese momento los estudiantes tenían que presentar una evaluación con una profesora, entraron al aula que estaba específicamente en el área de enfermería y allí ocurre una situación, donde unos estudiantes empezaron a salirse del aula y decían que presentaban unos sofocamientos, y otros presentaban síntomas como mareos”, comentó Gómez en rueda de prensa.

El rector señaló que de inmediato se activaron los protocolos de seguridad y decidieron bajar a los estudiantes hasta el hospital para su atención médica.

“Llevamos a todos los que estaban allí, que eran 65, al hospital Israel Ranuarez Balza. De esos 65 solo 22 presentaban síntomas. A esos 22 se les atiende y se le indican tratamientos. Después de dos horas se comienza a dar de altas”, contó.

Desmentido por presuntas sustancias prohibidas

Manifestó que a través de las redes sociales ya tienen detectadas varias cuentas que serán investigadas porque hablaban de que los estudiantes fueron drogados, lo cual fue desmentido después de realizar las pruebas que arrojaron negativo a estas sustancias a las que se hacían referencias.

“Salen algunos constructores del desastre, lo tengo que decir así, diciendo que estos estudiantes habían sido rociados con sustancias tipo fentanilo, tipo escopolamina (burundanga), que se habían montado en los autobuses y les habían echado; que se habían metido a los salones y les habían echado”.

Aseveró que de inmediato la universidad desmintió la información a través de un comunicado oficial, que circuló por varios medios de comunicación y redes sociales.

“Ya se designó un fiscal del Ministerio Público para las investigaciones. Hicimos un llamado a la secretaria de seguridad ciudadana, ya se designó al Cicpc para profundizar las investigaciones, y nosotros permanecemos atento a cualquier situación que pueda ocurrir en la universidad”.

Gómez indicó que en los próximos días van realizar una limpieza profunda en todas las áreas de la universidad y revisarán los puestos de comidas, además de que fortalecerán el servicio médico como protocolos de seguridad para mantener la paz universitaria.

Sigue todas nuestras entrevistas y la información que se produce desde las regiones uniéndote a nuestros canales de Telegram y WhatsApp.