“Personal de salud tiene que ser reservado al respecto del VIH”

40
Foto: Archivo

Marbelys Hernández, infectóloga e internista, pidió al personal de salud eliminar todas las ideas estigmatizantes en torno al VIH, que pueden hacer que una persona abandone su tratamiento y no acuda a las consultas.

En conversación con el equipo del programa Claro y Raspa’o, de Radio Fe y Alegría Noticias, resaltó que las pruebas se hacen bajo consentimiento y los resultados deben ser confidenciales. “El personal de salud tiene que ser reservado al respecto y conocer qué es el VIH, cómo hacer el diagnóstico y pensarlo en las emergencias”. 

Señaló que muchos creen que es una enfermedad mortal, o que merecen algunas personas por sus “conductas”, pero depende de cada uno limitar esos pensamientos estigmatizantes que llegan a discriminar a quien lo padece. 

“Es importante que la persona que está al cuidado o atención del paciente sepa que el VIH no brinca, no se le va a transmitir por tocarlo o examinarlo”, comentó.

Dijo que su transmisión está plenamente identificada y por medio de relaciones sexuales sin protección, de la sangre o fluidos con sangre, de una madre embarazada a su feto o durante la lactancia materna. 

Por su parte, indicó que en el Día Mundial de la Lucha contra el SIDA el lema promovido fue “igualdad ya”, en vista de las desigualdades que aumentaron en medio de la pandemia por Covid 19, en la cual muchos recursos económicos y humanitarios fueron desviados para atender dicha emergencia. 

Cifras en aumento 

La especialista alertó que recientemente, sobre todo en el continente africano, se registran números alarmantes que demuestran que las mujeres están siendo más vulnerables, con hasta tres veces más casos de mujeres que de hombres. 

“Tenemos que seguir educando con el fin de que en todas esas culturas en las cuales no se les permite a las mujeres algunas acciones, éstas puedan estar más protegidas y tener acceso a tratamientos”, opinó.

Informó que los datos de ONUSIDA revelan que en el mundo hay unas 38 millones de personas infectadas con VIH, el año pasado unas 650 mil murieron de VIH y 1.5 millones de personas tuvieron diagnóstico nuevo. 

En Venezuela ha habido un incremento discreto en el número de casos, porque a su juicio hay mayor posibilidad de pruebas diagnósticas. El año pasado unas 104 mil personas fueron diagnosticadas, aseguró la doctora. 

Con tratamiento se puede seguir viviendo 

Hernández instó a acudir a realizarse los exámenes a quienes tengan una vida sexual activa o estén expuestos de alguna manera en sus trabajos, porque cuidan a alguien positivo, etc. 

Igualmente, para aquellos que ya saben que lo tienen, recomendó iniciar el tratamiento lo más temprano posible, porque así no se desarrollará el SIDA y se cuenta con la posibilidad de vivir una vida normal si siguen las indicaciones. 

Subrayó que se sigue trabajando en una vacuna y en su cura definitiva, y que se han desarrollado nuevas formas de prevenirlo, como el PreP (profilaxis prexposición), que ya está empleándose en muchos países y que espera que pronto en Venezuela también. 

“Los avances seguirán en la medida en que todos apoyen y se disminuya las desigualdades”, reflexionó.