En Caño Los Becerros se organizan para pedir justicia

Dolientes de las víctimas de la tragedia de Caño Los Becerros piden destitución de la directiva de la empresa Gases de Monagas (Gasmaca).

Han pasado 40 días de la explosión de 160 cilindros de gas doméstico que dejó 46 lesionados y, hasta la fecha nueve fallecidos. Esto ocurrió en una comunidad popular del municipio Piar del estado Monagas y no hay un responsable, tampoco un pronunciamiento oficial sobre una medida que garantice una investigación imparcial sobre los hechos.  

El pronunciamiento de la directiva de Gasmaca ha sido solo para asegurar que están cumpliendo con la desincorporación de cilindros deteriorados desde mediados del año pasado. 

También ofrecieron un informe preliminar donde se aseguraron que la tragedia de Caño Los Beceros ocurrió por el mal manejo de una colilla de cigarrillo durante la entrega de cilindros a la comunidad.

Estas premisas no han sido bien recibidas por los dolientes de las víctimas y familiares de los que siguen luchando por recuperarse de las lesiones físicas y psicológicas.

Los habitantes de Caño Los Becerros han solicitado apoyo legal con un reconocido abogado quien visitó el sector y escuchó el clamor de la comunidad.

Que ante la pasividad de las autoridades, decidieron emprender acciones legales contra la empresas Gasmaca, al tiempo que expresaron su inconformidad con que sea la misma empresa la que lleve a cabo las investigaciones relacionadas a la explosión de bombonas.

Tras la tragedia que ha cobrado nueve vidas, Monagas ha sido el epicentro de otros accidentes que relacionan explosión de bombonas de uso doméstico y su mala manipulación. Pero también crecientes denuncias de cilindros que son llenados en exceso o que regresan a la comunidad con reparaciones caseras que ponen en riesgo la vida de quienes los utilizan.