Detección precoz del cáncer de mama aumenta probabilidades de sanación

125
Foto: referencial web

El cáncer de mama sigue siendo la primera causa de mortalidad en mujeres en el mundo entero, porque si bien es cierto que no se puede prevenir, también es que mientras más rápido se diagnostique hay mayores posibilidades de superar la enfermedad.

Todos los años se insiste en la necesidad de la pesquisa a partir de los 35 años y, si hay antecedentes familiares, a los 30 años o un poco menos.

Juan Hernández, egresado de la Universidad Central, con postgrado en Cirugía General en el Hospital Miguel Pérez Carreño y Cirugía Oncológica en el Hospital Luis Razetti, considera que la ciencia sigue avanzando en el diagnóstico y tratamiento del cáncer de mama: hoy existe la mamografía en 3-D, conocida como tomosíntesis y el equipo en el que se realiza incluye una mesa estereotaxia que permite la toma de biopsias en lesiones no palpables, algunas de las cuales pueden captarse en ultrasonido y otras, como las microcalcificaciones, que sí se captan en la mamografía. 

Agregó que este mamógrafo de última generación, se puede cambiar del modo 2D, tradicional al 3D o tomosíntesis en tan solo un clic de manera predeterminada y según su configuración.

“Es el médico tratante quien puede recomendar cuál es el examen que usted necesita, pero en este mes Rosa, de la concientización sobre esta enfermedad hay un paquete que incluye mamografía, eco y densitometría, según la condición si tiene o no prótesis y si se hacen en 2D o 3-D”, dijo. “Las imágenes en la mamografía 3-D son más nítidas, tienen mayor precisión y visualización de lesiones de menor tamaño, lo que hace que tengamos diagnósticos más precoces y, sobre todo, más curables”.