Estudio revela que larenses consumen menos proteína animal

307
Foto referencial

En el marco del estudio socio alimentario de las comunidades rurales en el estado Lara, que adelanta la Red Agroalimentaria de Venezuela para el mes de agosto de 2022, se determinó una caída en el consumo de proteína animal.  

Nerio Naranjo, coordinador de la Red Agroalimentaria de Venezuela para la región Lara, contó a través del programa En Este País que transmite Radio Fe y Alegría Noticias que la falta de empleo fijo es determinante en el poder adquisitivo de los larenses, y por ende adquirir bienes y servicios.

Se evidencia, según la información recopilada en los cuestionarios aplicados a personas calificadas conocedoras de la realidad local, que el proceso de deterioro de la calidad de vida de las colectividades estudiadas, (lo cual incluye vulnerabilidad alimentaria por dificultades en el acceso económico y físico a los alimentos)  continúa observándose.

El experto aseguró que la percepción de la situación país ha desmejorado en las poblaciones rurales, ahora son menos optimistas, y el pesimismo regresa con bastante fuerza.

Y es que, a escala nacional, el 55% de los poblados visualiza que el país está empeorando y esto, debe ser de interés para todos: sector público o privado.

“La economía se mueve con percepción y confianza al momento de concretar cualquier trabajo”, apuntó Naranjo.

En el caso del estado Lara, se trabajó en 9 comunidades de la región para la realización de este estudio.

El monitoreo arrojó que la crisis de los servicios públicos continúa. Dijo que es notable la desmejora en los servicios de agua, electricidad, telefonía fija e internet.

En contraparte, compartió que el servicio de transporte y el suministro de gas registran una mejora.

“Esta percepción de mejora es importante, sin embargo, los servicios públicos siguen siendo una limitante para programas de desarrollo integral, sobre todo en la sociedad”, acotó.

El combustible

El abastecimiento de combustible mostró en las comunidades rurales una desmejora en el mes de agosto, con respecto a marzo (primer trimestre), se dice que el servicio cayó en 25% a escala nacional.

En cuanto a salud, se conoció que por ejemplo la pandemia por coronavirus en Lara registra un importante retroceso, la cobertura en la vacunación es de baja a moderada y las medidas de prevención son muy débiles en las comunidades  

“De todo el tema salud, lo que más preocupa es el deterioro de los centros de salud, la dotación, abastecimiento de medicinas, la falta de ambulancias, la presencia de médicos, situación de las salas de emergencia en los poblados muestran un retroceso importante”, añadió.     

En relación al consumo de frutas, verduras y proteínas, Nerio Naranjo reveló que no registra crecimiento. “El empleo fijo ha disminuido y ha crecido la actividad informal”.

La proteína animal se concentra en el queso, huevos, embutidos y carne de res, pero sigue siendo muy bajo su consumo debido al bajo poder adquisitivo.

Este estudio socio alimentario para el mes de agosto se trató de tipo cualitativo, descriptivo, no fue una encuesta por muestreo, sino de cuestionarios y entrevistas a personas calificadas, conocedoras de la realidad local.