Más de 100 familias claman por agua en el Callejón Ortiz de San Juan de los Morros

45
Una de las afectadas muestra los potes y tanques vacíos. Foto: Xiomara López | Radio Fe y Alegría Noticias.

Un mes y medio sin servicio de agua potable tienen más de 100 familias del callejón Ortiz, en el sector Camoruquito de San Juan de los Morros, capital de Guárico.

Rosario Rodríguez, una de las afectadas, declaró a Radio Fe y Alegría Noticias que hace más de 20 días enviaron agua a la comunidad y no subió a la parte alta donde viven, porque llegó sin presión.

“Duro unos minutos y se fue. No tenemos para bañarnos, ni tenemos para hacer comida. Tenemos que estar pagando cisternas para tener el vital líquido y lamentablemente el que no tiene no puede pagar un cisterna. No todos tienen 10 y 12 dólares para pagar un cisterna de agua”, expresó.

Manifestó que el nuevo presidente de Hidropáez se presentó en la comunidad ante una denuncia realizada por la aplicación VenApp. Y precisamente ese día si hubo agua por varias horas.

“Ese día llegó el agua hasta la parte alta. ¿Ahora por qué no sube? La pregunta es esa. No abren la llave como debe ser y cuando llega a mi casa, ya es un chorrito mínimo y se va”, comentó.

Por su parte, Yanira Pinto, otra afectada, aseguró que tiene a su papá en cama, por lo cual tiene que estar dándole baños y lavando sus sabas y ropa.

“Tengo que salir a otro lado a lavarle la ropa, a bañarme y traer el agua para bañar a mi papá”, comentó.

Simón Saldivia, otro de los afectados, señaló que la hidrológica tiene pautado desde hace cuatro meses la ejecución de un proyecto del embaulamiento de un manantial de agua que tiene la comunidad para que cuente con el servicio.

“Tenemos un manantial arriba. Vino el presidente nuevo de Hidropáez a hacer una inspección a ver si el agua estaba buena, porque lo iban a ampliar y a meter una maquinaria para una represa de agua y una tubería artificial, y eso no se ha logrado. Eso tiene cuatro meses en espera”, comentó.

Aseveró que el manantial en época de sequía solo cubre una o dos ruedas de un tanque de mil litros, por lo que lo vecinos se van turnando para poder llenar. “Ahorita con la sequía, el manantialito no da para mucho porque no es muy profundo”.

Lila Linares, quien está realizando reparaciones en su hogar antes de que comience la temporada de lluvias, comentó que ha tenido que pagar cisternas para terminar las construcciones.

“Me puse y que arreglar el techo y a tapar las goteritas, y resulta que necesito agua y tengo que estar pagando agua. Cada ocho días son 12 dólares”, detalló.

Linares lamentó que ha tenido que pelearse con los vecinos para poder agarrar agua del manantial ya que a veces no tiene cómo pagar un cisterna.

“El cisternero lo estoy esperando desde ayer y le dije que me fiara porque no tengo cómo pagarlo”, comentó.

Los afectados realizaron un llamado a los organismos competentes para que busquen la solución a esta problemática que afecta a más de 100 familias que siguen esperando que se lleve a cabo el proyecto del manantial para contar con el agua.

Vecinos claman por agua. Foto: Xiomara López | Radio Fe y Alegría Noticias.

Sigue todas nuestras entrevistas y la información que se produce desde las regiones uniéndote a nuestros canales de Telegram y WhatsApp.